Cae la red de tráfico de especies salvajes más grande del país

El operativo, que tuvo alcances internacionales, dejó ocho capturados y 83 animales recuperados los cuales eran sometidos a tratos crueles por parte de los presuntos criminales.

Los criminales presuntamente le teñían el plumaje a algunas de las aves para hacerlas más llamativas. / Foto: Policía.
Los criminales presuntamente le teñían el plumaje a algunas de las aves para hacerlas más llamativas. / Foto: Policía.

En una operación liderada por la Fiscalía y la Dijín de la Policía fueron capturadas ocho personas que integrarían la red de tráfico de animales silvestres y en vía de extinción más grande del país. La organización, que se conocía en el bajo mundo como “Los Pajareros”, comerciaba con todo tipo de animales, desde anfibios hasta aves silvestres.

Los investigadores de la Dijín encontraron que “Los Pajareros” habrían expandido sus redes comerciales a otros países latinoamericanos especialmente a México y Ecuador. Para llevar a cabo sus oscuros negocios, la banda tendía una extensa lista de contactos en Bogotá, Cúcuta, Villavicencio y municipios de Cundinamarca y Tolima, quienes les ayudarían a conseguir de manera ilegal los animales.

Una vez este grupo se hacía con las especies, entre los que podían encontrarse loros, cotorras, pericos, tortugas, guacamayas, flamencos, pavos, tucanes, gaviotas, cigüeñas, chigüiros, canarios y cascabelitos, los criminales los habrían sometido a tratos crueles, como tinturar su plumaje con colores fluorescentes para hacerlos más llamativos ante sus compradores. El Ministerio de Ambiente calcula que cada día son incautados en promedio 113 animales.

En lo que va corrido del año, la Policía Nacional ha recuperado más de 8.300 especímenes y ha capturado a 1.553 personas por delitos contra la naturaleza. Y es que, calculan las autoridades, el tráfico de animales exóticos y en vía de extinción es el tercer negocio ilegal más lucrativo en el país, solo debajo del narcotráfico y la minería ilegal.