Capturados hermanos conocidos como los “Nule de La Guajira”

Carmen Lucía y Enrique Eduardo Ávila Chassaigne habrían malgastado el dinero de contratos por $150.000 millones que debían usarse para construir 42 megacolegios en La Guajira.

Uno de los megacolegios a medio construir. / Foto: Archivo La Guajira Hoy.

En Barranquilla fueron capturados los hermanos Carmen Lucía y Enrique Eduardo Ávila Chassaigne, conocidos como los Nule de La Guajira, cuando trataban de ingresar al país provenientes de Estados Unidos. De acuerdo con Migración Colombia, su captura fue posible por la circuar azul que había en su contra, por el delito de fraude contra la administración pública.

Los Ávila Chassaigne habrían incurrido en sobrecostos y facturación falsa en los anticipos de los pagos de los contratos que firmaron en 2009 y que, por un valor inicial de $90.000 millones, estarían destinados para construir, modificar o remodelar 42 colegios en La Guajira. Según la Fiscalía, estas irregularidades habrían significado un detrimento patrimonial de $ $20.000 millones.

Carmen Lucía y Eduardo Ávila Chassaigne se hicieron con los contratos a través de la empresa Unión Temporal del Norte, conformada por la firma Ávila Ltda. y por la empresa barranquillera H&H Arquitectura –empantanada por sus relaciones con los hermanos Nule, protagonistas del “carrusel de la Contratación” en Bogotá–.

El contrato 770 de 2009 sería finalizado a cabo de 26 meses. No obstante, para 2013 aún no se habían terminado las obras, razón por la cual la Contraloría puso la lupa en el asunto. Así fue como se destapó que de los 42 colegios que serían intervenidos, solo se habían completado 44 obras a pesar de que se había extendido el plazo de ejecución a 48 meses.

Asimismo, la firma Unión Temporal del Norte habría subcontratado al menos el 50% de las obras, según la Contraloría, generando  obrecostos innecesarios. Y, por si fuera poco, además del tiempo adicional, los recursos que recibieron los “Nule de la Costa” ascendieron hasta los $150.000 millones, de acuerdo con la Fiscalía.

De acuerdo con Migración Colombia, los Ávila Chassaigne tenían planeado llegar a la capital del país el próximo sábado pero, por razones que desconoce la entidad, los hermanos cancelaron su vuelo y decidieron tomar uno diferente el pasado martes. El operativo que se desplegó en el Aeropuerto Ernesto Cortissoz de Barranquilla permitió la detención de los dos ciudadanos colombianos, quienes tenían  orden de captura vigente. Ya fueron puestos a disposición del CTI para la legalización de su captura.

 

Temas relacionados