Capturan a 'Pedro Malo' y a 23 de sus subalternos

Esta estructura delincuencial está vinculada a 32 muertes violentas en Cundinamarca.

‘Pedo Malo’, señalado por las autoridades de ser uno de los más temidos delincuentes que opera en el departamento de Cundinamarca, fue capturado junto a 23 de sus subalternos, durante una operación de la Policía en el municipio de Soacha.

Este hombre, quien gozaba del beneficio de casa por cárcel, logró durante dos décadas establecer un emporio criminal dedicado a la venta local de estupefacientes y a la intimidación de los pobladores de ese municipio.

Este golpe a la criminalidad se efectuó luego de varios meses de labores de inteligencia e investigación criminal, que permitieron en un año, identificar el engranaje delincuencial y los roles de cada integrante de la estructura; y conocer las diversas modalidades, marcas y medios utilizados para la comercialización de drogas en 23 barrios del Soacha.

“El trabajo coordinado con la Fiscalía Seccional de Cundinamarca, incluyó vigilancias, interceptaciones telefónicas a los cabecillas de la organización y la infiltración de agentes encubierta, entre otras acciones avaladas judicialmente, con las que se obtuvieron las pruebas para demostrar la participación de los capturados en 15 asesinatos y vincularlos a 17 procesos más por homicidio”, señaló la Policía en un comunicado.

La operación incluyó nueve allanamientos a diferentes viviendas en Soacha, algunas de ellas utilizadas como expendios de estupefacientes. Durante los registros fueron decomisadas dos armas de fuego, munición, cerca de 7 mil cápsulas con bazuco, marihuana, licuadoras, grameras, 2 millones de pesos en efectivo y un vehículo.

De acuerdo con la Policía, el Jefe de la banda, Pedro Alejandro Sánchez, alias ‘Pedro Malo’, es heredero de una dinastía familiar dedicada al crimen. Actualmente permanecía en su residencia con brazalete del INPEC, en cumplimiento de una orden legal que le otorgó ese beneficio dentro de un proceso por tráfico, fabricación y porte de estupefacientes.

Durante la investigación, se estableció que este delincuente habría violado ese privilegio y salía a las calles a dar instrucciones a sus expendedores, porque bloqueaba el GPS que controlaba el dispositivo carcelario, y así evitaba que emitiera alertas a los guardianes que vigilaban el cumplimiento de la prisión domiciliaria.

Dentro de la estructura, un grupo era el encargado de la distribución de la droga mediante la modalidad “exprés”, en la que se coordinaba telefónicamente lugar y hora para cumplir con las entregas. Así mismo, instrumentalizaba menores de edad para sus propósitos ilegales y camuflaba las dosis en cápsulas marcadas con rayas de varios colores, lo que permitía diferenciarlas frente a las que distribuían las bandas rivales.

Los 24 capturados fueron dejados a disposición de la Fiscalía General de la Nación, varios tienen anotaciones por diferentes delitos, pero ahora deberán responder por concierto para delinquir, homicidio, porte de armas de fuego y municiones, tráfico de estupefacientes, instrumentalización de menores y desplazamiento forzado.

En lo corrido de 2015, la Policía ha desarticulado en el departamento de Cundinamarca 13 estructuras dedicadas a la venta de drogas al menudeo. 963 personas capturadas por el delito de tráfico, fabricación y porte de estupefacientes; 120 más detenidas por homicidio, mientras que 520 armas de fuego han sido decomisadas por porte ilegal.
 

Temas relacionados