Caso Colmenares prende motores

Defensa de Carlos Cárdenas aseguró que su defendido jamás estuvo en el parque El Virrey de Bogotá. Fiscalía llamó a interrogatorio a 30 personas.

El universitario Carlos Cárdenas, hoy procesado. / Archivo

El próximo 31 de octubre se cumplirán tres años de la muerte del estudiante de la Universidad de los Andes Luis Andrés Colmenares y apenas ayer, miércoles 2 de octubre, se inició el primer juicio a uno de los implicados en el supuesto asesinato. Carlos Cárdenas, a quien se le han imputado los delitos de homicidio y extorsión, se convierte en la primera de las tres personas investigadas —las otras dos son Laura Moreno y Jessy Quintero— que intenta refutar la hipótesis de la Fiscalía de que Colmenares fue asesinado en el parque El Virrey de Bogotá y que “en ese lugar no ocurrió ningún accidente”.

Las teorías del caso, tanto por parte de la Fiscalía como de la defensa de Cárdenas, a cargo del exfiscal general Mario Iguarán, ya fueron presentadas. Mientras el ente investigador asegura que tiene pruebas de que sí había motivos para que Carlos Cárdenas asesinara a Colmenares, que entre ambos jóvenes hubo discusiones, que el acusado sí estuvo en la discoteca Penthouse, donde se celebró la fiesta de Halloween que terminó en los fatídicos hechos, y que fue el autor material del crimen, el abogado Iguarán fue enfático al decir que su defendido “sí estuvo en la discoteca, pero jamás en el parque, porque no tiene el don de la ubicuidad, como lo demuestran estudios técnicos que prueban que Cárdenas estaba en otro lugar”.

Para la Fiscalía hay cuatro puntos esenciales para esclarecer la responsabilidad de Cárdenas en la muerte de Colmenares. El primero es demostrar, a través del informe de necropsia del exdirector de Medicinal Legal Máximo Duque, que Luis Andrés Colmenares fue asesinado en una golpiza y no murió al caer a un caño. El segundo se centra en desmentir a las otras dos implicadas, quienes, según el ente investigador, mintieron en sus testimonios en modo, tiempo y lugar al decir que el joven universitario falleció en un accidente en El Virrey.

Igualmente, para la fiscal del caso, Martha Lucía Zamora, es imprescindible probar que Cárdenas estuvo en el lugar de los hechos, tanto en Penthouse como en el parque; que tuvo una relación sentimental con Laura Moreno antes y después del 31 de octubre de 2010, y que para la época de los hechos tenía fuertes discusiones con Colmenares por la relación que éste sostuvo con la joven.

Pero la piedra angular de la Fiscalía para señalar que Cárdenas es uno de los responsables es una serie de interceptaciones al celular del procesado y a otros abonados. Según la fiscal Zamora, en las llamadas se escucha cómo “Carlos Cárdenas los invitó a guardar silencio y a hablar con prudencia sobre estos hechos”. Asimismo dijo que en una de las conversaciones se escucha cómo uno de los amigos del imputado dijo: “Lo que sí era verdad es que el negro era un hijueputa”.

En otras frases leídas por Zamora, que también se desprenden de las interceptaciones, se escucha a Cárdenas decirle a Laura Moreno en septiembre de 2011, cuando fue capturada: “Tú sabes qué fue lo que pasó (…), pasó lo que tenía que pasar y no se podía hacer nada”. Agrega Zamora que el procesado le expresó a Moreno que no hacía presencia porque podía “hundirla más”, sin embargo, un familiar de ella, en otro diálogo, le dijo que “él también tiene que responder por lo que había sucedido”. Para sustentar su teoría del caso, la Fiscalía presentó más de 110 pruebas, entre estudios técnicos y fotografías, y a 30 personas que rendirán interrogatorio, entre las que se encuentran Oneida Escobar, la madre del joven universitario muerto.
El abogado Iguarán sostuvo que su tesis del caso es sencilla. “No obedeció a un homicidio, sino a un fatídico, nefasto, doloroso y absurdo accidente en el parque El Virrey. Además, demostraremos que mi defendido no estuvo en el lugar de los hechos, no hablamos de la discoteca, sino del parque El Virrey”. La defensa de Cárdenas agregó que llamarán a 19 personas, entre “las que están amigos de Colmenares”, para que sustenten su hipótesis. Igualmente lamentó que no se tuviera en cuenta “a los tres falsos testigos, que constituían un elemento de gran importancia”.

[email protected]

@santsmartinez

Temas relacionados