Caso Reficar: Fiscalía llamó a juicio a expresidente de Ecopetrol y a cúpula de la refinería

Se trata de Javier Genaro Gutiérrez Pemberthy, exjefe de la compañía estatal petrolera colombiana. Es procesado por los delitos administración desleal y obtención de documento público falso.

Javier Genaro Gutiérrez Pemberthy se declaró inocente de los delitos que le imputó la Fiscalía. Gustavo Torrijos - El Espectador

La Fiscalía General llamó a juicio al expresidente de Ecopetrol, Javier Genaro Gutiérrez Pemberthy y a tres exfuncionarios de la Refinaría de Cartagena (Reficar) en el proceso penal que se investiga supuestas irregularidades en el proyecto de ampliación de esa refinería. Los exaltos directivos serán acusados como presuntos responsables de los delitos de administración desleal y obtención de documento público falso.

Los otros tres exmiembros de la junta de Reficar procesados por el ente investigador son Diana Constanza Calixto Hernández, exjefe de Finanzas Corporativas de Ecopetrol; Pedro Alfonso Rosales Navarro, vicepresidente de Downstream de Ecopetrol y Reyes Reinoso Yánez, expresidente de la Refinería.

::Juez se abstuvo de emitir medida de aseguramiento contra expresidente de Ecopetrol::

En palabras del exfiscal general, Néstor Humberto Martínez, este es considerado uno de los mayores escándalos de corrupción del país. Las investigaciones de este señalan que, en marzo 2013, cuando comenzó el proyecto de modernización y ampliación de la refinería, los entonces funcionarios habrían ocultado información financiera a la Junta Directiva de Ecopetrol que reflejaba la realidad –negativa– del proyecto.

Las investigaciones dicen que para el mencionado proyecto se destinaron US$3.777 millones, pero, posteriormente, se fueron realizando aumentos al presupuesto hasta llegar a los US$8.016 millones. Según la Fiscalía , el Estado colombiano habría perdido al menos $610.000 millones por cuenta de los sobrecostos injustificados.

A finales de octubre pasado, el Juzgado 24 de Control de Garantías de Bogotá permitió que los cuatro investigados mantuvieran su libertad mientras su proceso penal se adelantaba en los estrados judiciales. Sin embargo, Reyes Reinoso Yánez y Pedro Alfonso Rosales Navarro se encuentran detenidos por su presunta responsabilidad en otro proceso penal también relacionado con la Refinería de Cartagena.

(Lea también: Fiscalía imputó cargos a exfuncionarios de Ecopetrol y Reficar)

En detalle, Reynoso es investigado por el pago de unas facturas, a nombre de la Refinería de Cartagena, que habían sido rechazadas o estaban sin verificar por parte del supervisor del contrato. Según el ente investigador, los pagos no estaban relacionados con el proyecto, pues se trató de gastos "suntuosos y no constituidos como costos reembolsables, que representaron un detrimento patrimonial superior a los 453.843 millones de pesos".

En este proceso ha sido fundamental la colaboración que el exjefe del grupo legal de la refinería de Cartagena, Nicolás Isacksson, ha prestado a las autoridades colombianas. Cuando estalló el escándalo, este abogado de origen danés salió del pais no sin antes hacerle una copia a todos los archivos de su computador para tener el respaldo suficiente, en caso de que la Fiscalía lo llamara a dar explicaciones por los sobrecostos en las obras de la Refinería. 

Al poco tiempo, el ente investigador se dio cuenta que Isaksson resultaba ser una de las piedras angulares para la investigación del escándalo de corrupción. El exjefe del equipo jurídico se llevó desde correos que intercambió con sus jefes y directivos de la empresa que se encargó de construir la refinería, Chicago, Bridge and Iron (CB&I), hasta documentos en los que se evidenciaría, según la Fiscalía, que la orden que recibió fue la de darle a la empresa estadounidense los controles de pagos de la obra, una estrategia que les permitió cobrar sin ningún control.