Concejal Omar Mejía se declaró inocente en proceso del "carrusel de la contratación"

El cabildante conservador no aceptó el delito de cohecho. La Fiscalía General solicitará que se cobije con medida de aseguramiento.

Ante la pregunta de la jueza octava de control de garantías el concejal Omar Mejía se declaró inocente del delito de cohecho propio, en calidad de interviniente, imputado por la Fiscalía General en el proceso que se le adelanta por su presunta participación en el denominado ‘carrusel de la contratación’ en la capital de la República.

El cabildante conservador, manifestó que “obviamente” no aceptaba el delito imputado por el ente investigador. La Fiscalía General solicitará que se le cobije con medida de aseguramiento en centro carcelario al considerar que representa un peligro para la sociedad y existe el riesgo de fuga lo que podría afectar el proceso penal.

Según la Fiscalía, el concejal recibió 120 millones de pesos, en cuatro entregas, por parte del entonces secretario de salud, Héctor Zambrano para que omitiera la citación a un debate de control político para el contrato para la prestación del servicio de ambulancias del Distrito en el año 2009 que tuvo un valor de 69 mil millones de pesos.

Ante esto se considera que Mejía “omitió su función” de control y vigilancia para “controvertir la gestión que cumplan las autoridades distritales (…) La Fiscalía considera que el concejal Omar Mejía incumplió su deber de ejecutar ese control político sobre la contratación de la Secretaria de Salud”.

En la diligencia judicial se citó la declaración entregada por Zambrano –condenado por el ‘carrusel’ tras la firma de un preacuerdo- en la que dio detalles de la forma en cómo le entregó el dinero al concejal en su sede política ubicada en el sector del Parkway, en el occidente de la capital de la República. En la entrega de este dinero también participó el empresario Federico Gaviria quien ya fue sentenciado.