Condenan a 30 años de prisión a César Pérez García por masacre de Segovia

El excongresista fue hallado responsable de la masacre de un grupo de campesinos militantes de la unión patriótica.

Excongresista César Pérez García.
Excongresista César Pérez García.Tomada de El Universal

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia condenó a 30 años de prisión al expresidente de la Cámara de Representantes, César Pérez García por su responsabilidad en la masacre de Segovia registrada en noviembre de 1988.

El excongresista fue hallado culpable del delito de homicidio agravado por su participación material en el asesinato de 43 personas por el simple hecho de ser simpatizantes de la Unión Patriótica (UP). (Ver "César Pérez García fue el ideólogo de la masacre de Segovia": Testigo)

En este proceso el representante de la Procuraduría General solicitó que se emitiera fallo condenatorio en contra de Pérez García al considerar que existían suficientes elementos materiales entre documentos y testimonios que permitían inferir la participación del excongresista en estos hechos. (Ver Procuraduría pidió condena contra César Pérez García por masacre de Segovia)

Pérez García fue señalado por uno de los lugartenientes del excomandante paramilitar conocido con el alias de ‘el Negro Vladimir’, de financiar la masacre, con el único fin de conseguir el control político en la zona. (Ver "César Pérez García fue el ideólogo de la masacre de Segovia": Testigo)

“Le pidió a Henry de Jesús Pérez y a Fidel Castaño que sacaran del camino a la izquierda de Segovia, municipio en el cual la mayoría de las personas apoyaban a la Unión Patriótica, para así tener el control político absoluto de su región”, señaló el paramilitar en su declaración.

Sin embargo en su defensa negó el conocimiento de dichos testimonios en su contra, por lo cual se declaró extrañado incluso de la presentación de un documento recolectado por una comisión de la Fiscalía que investigó la masacre sobre los señalamientos de los habitantes sobrevivientes de Segovia que lo acusaron de buscar alianzas con paramilitares.

La matanza fue perpetrada por un grupo de paramilitares del Magdalena Medio autodenominado ‘Muerte a revolucionarios del nordeste antioqueño’ el cual estaba al mando de Fidel Castaño y Henry de Jesús Pérez, alias ‘El Negro Vladimir’. (Ver César Pérez García se declaró inocente por masacre de Segovia)

Pérez fue capturado el 22 de julio de 2010, y permanece recluido en el llamado pabellón de los parapolíticos en la cárcel Picota de Bogotá.