Condenan a 32 años de prisión a excomandante de las Farc por desaparición forzada

'El Negro Antonio' aceptó su participación en la desaparición forzada de dos personas el 30 de noviembre de 1998 en el municipio de El Colegio (Cundinamarca).

El juzgado segundo especializado de Bogotá condenó a 32 años de prisión al excomandante del Frente 42 de las Farc, Bernardo Mosquera Machado, conocido como ‘El Negro Antonio’ por su responsabilidad en la desaparición forzada de tres campesinos registrada el 30 de noviembre de 1998 en el municipio de El Colegio (Cundinamarca).

El exjefe guerrillero, quien fue capturado en febrero de 2009 en el marco de combates con el Ejército Nacional, aceptó su responsabilidad en la muerte y desaparición forzada de Jonatán Ortiz Quintero, Dick Alonso Barrera y Alexander Herrera Figueroa. Actualmente se encuentra privado de su libertad en la cárcel de La Picota.

En junio de 2014 ‘El Negro Antonio’, quien hizo parte del Secretariado de las Farc, fue sentenciado por el juzgado penal de Girardot a 20 años de prisión por la desaparición y homicidio de un enfermero a quien dos guerrilleros del citado frente sacaron a la fuerza de un establecimiento comercial el 13 de marzo de 1999, y tras su tortura, lo asesinaron.

Según la investigación, la víctima era el enfermero del comandante guerrillero y habría sido asesinado por proporcionar presuntamente información de dicho grupo subversivo al Gobierno Nacional. Este fallo se sumó a la condena de 22 años emitida en enero de 2013 por los delitos de desaparición forzada agravada en calidad de coautor material y homicidio en persona protegida.

En este caso se le encontró responsable de ordenar la retención de dos hermanos quienes posteriormente fueron asesinados y desaparecidos. En este caso se le ordenó el pago de 1.859 salarios mínimos mensuales legales vigentes como indemnización por los daños morales y materiales que sufrieron los familiares de las víctimas.

Según lo establecido por un fiscal del Eje Temático de Desaparición y Desplazamiento Forzado, Mosquera Machado habría ordenado asesinar y desaparecer a los hermanos González Uribe, quienes laboraban en Viotá (Cundinamarca) como conductores de una empresa de gaseosa. Los acusaron de colaborarle al Ejército, hecho que habría ocasionado la muerte en combate de varios guerrilleros.

Otra de las condenas la profirió en diciembre de 2012 el Juzgado Segundo Penal del Circuito de Girardot, que sentenció de manera anticipada a 21 años y 11meses de prisión y multa de 2.250 salarios mínimos mensuales legales vigentes a alias el Negro Antonio, luego de que aceptara haber incurrido en los delitos de desaparición forzada agravada y homicidio en persona protegida en hechos ocurridos en abril de 2002.

En esa fecha, integrantes del Frente 42 se desplazaban por la vía que de San Gabriel conduce al Salto de San Antonio del municipio de Viotá (Cundinamarca) y en cumplimiento de órdenes impartidas por su comandante alias el Negro Antonio, retuvieron, ejecutaron y desaparecieron a Oswaldo Rodríguez Moreno.

Por otra parte, en noviembre de 2011, el Juez Segundo Especializado de Cundinamarca condenó, por solicitud de la Fiscalía, a 20 años y 10 meses de prisión a Mosquera Machado, al hallarlo responsable del secuestro de un comerciante de 68 años de edad y de su nieta de 22 años. Igualmente, el guerrillero fue sentenciado a 46 años de prisión por ordenar, dirigir y ejecutar el ataque en contra del corregimiento de Cumaca, municipio de Tibacuy (Cundinamarca).