Condenan al “zar de la seguridad” por la manipulación de licitaciones

Jorge Arturo Moreno Ojeda fue condenado por fraude procesal y prácticas restrictivas de la competencia. No se conoce el paradero del hombre que orquestó un cartel de empresas de vigilancia para ganarse licitaciones.

Jorge Moreno, señalado de ser el zar de la vigilancia y seguridad privada, fue condenado por fraude procesal y prácticas restrictivas de la competencia. Archivo El Espectador

A pesar de que no se conoce el paradero de Jorge Arturo Moreno Ojeda, un juzgado de Bogotá lo condenó por su participación en la manipulación de licitaciones para ganarse contratos del sector seguridad. Hasta el próximo año se sabrá el monto de la condena en contra del hombre conocido como el Zar de la Seguridad.

De acuerdo con lo probado por la Fiscalía, Moreno Ojeda y sus empresas ganaron licitaciones oficiales presentándose con diversas compañías en las que aparecía múltiples representantes, pero cuyo dueño verdadero era el zar de la Seguridad. En otras palabras, siempre obtenía las licitaciones porque en la mayoría de los casos sólo terminaban participando sus empresas o hacían mayoría, lo cual impidió la libre competencia.

(Puede ver: Decisiones por el llamado cartel de la seguridad privada

Las investigaciones de la Fiscalía arrojaron que las empresas que se habrían beneficiado con el entramado de corrupción son: Guardianes, Starcoop, Cobasec, Expertos, Centinel, Insevig Ltda. y Security Management Group. A través de estas empresas, el zar de la seguridad habría logrado contratos superiores a los $39.000 millones, participando todas en conjunto y evitando que otras compañías de seguridad se hicieran con los contratos.  

El ente acusador pudo determinar que, entre 2011 y 2012, Moreno Ojeda logró la adjudicación de contratos para prestar seguridad a Colpdeportes, el Instituto de Recreación y Deporte (IDRD), la Secretaría de Integración Social de Bogotá, la Corporación Autónoma Regional de Chivor (Corpochivor), entre otras entidades del Distrito y la Nación. Dichos contratos fueron logrados por medio de la cartelización descrita por la Fiscalía.

(Más: El “dossier” contra el “zar” de la seguridad)

La génesis del proceso en contra de Moreno Ojeda comenzó por las investigaciones de la Superintendencia de industria y Comercio durante la administración de Pablo Felipe Robledo. Tras los hallazgos de irregularidades en más de 50 contrataciones, el ente de control interpuso una denuncia ante la Fiscalía por estos hechos.  

Las investigaciones del ente de control también lograron, en una primera investigación, que se multara a Moreno Ojeda y sus empresas con multas por $14.000 millones. Sin embargo, una segunda investigación, por hechos relacionados, fue cerrada por la SIC a principio de este mes. Precisamente, la defensa de Moreno Ojeda tomó esta medida como favorable, pero el juez confirmó este martes la participación del empresario en el entramado de corrupción.

(También: Capturan en Miami al zar de la vigilancia)

Es la primera vez que una persona es condenada por prácticas restrictivas a la competencia, delito que fue tipificado hace tan solo 8 años en el estatuto anticorrupción de 2011. La Fiscalía, con el aval de la Procuraduría, pidió que la condena sea de 21 años de prisión. Ahora será el juez, en marzo del próximo año, el que defina si este será el monto o no de la condena.

Del paradero de Jorge Arturo Moreno Ojeda poco se sabe. El 10 de agosto de 2016, el empresario fue imputado por los delitos de fraude procesal y prácticas restrictivas de la competencia. Dos días después de la notificación de los cargos, el juez iba decidir si interponía medida de aseguramiento o no, pero, antes de ello, el empresario salió del país con rumbo hacia los Estados Unidos.

Tras casi un año sin conocerse su paradero, el llamado zar de la seguridad fue capturado en Miami, Estados Unidos, en mayo de 2017. Las autoridades norteamericanas detuvieron al empresario por un proceso migratorio, ya que su visa de estadía se había vencido. Sin embargo, y a pesar de tener una circular roja de Interpol pedida por la justicia colombiana, Moreno Ojeda fue puesto en libertad gracias al pago de una fianza mientras se aclaraba su situación migratoria.

Para allegados al proceso, con la condena de este martes, se presume que la solicitud de extradición hacia Colombia en contra del empresario será reactivada. Por el momento, Jorge Arturo Moreno Ojeda fue juzgado y condenado en ausencia y se encuentra prófugo de las autoridades nacionales.

891819

2019-11-19T12:14:55-05:00

article

2019-11-19T12:27:32-05:00

jlombo_262341

none

Redacción Judicial

Judicial

Condenan al “zar de la seguridad” por la manipulación de licitaciones

75

4754

4829