Condenan a cinco militares por asesinato de campesinos en Antioquia

Las penas fueron establecidas entre los 15 y 20 años de prisión.

Un juzgado especializado de Antioquia condenó a cinco militares después de comprobar su participación en el asesinato de cinco campesinos que fueron presentados como guerrilleros abatidos en combate en el municipio antioqueño de Granada.

El despacho judicial emitió condenas entre los 15 y 20 años de prisión en contra de los uniformados hallados culpables de los delitos de homicidio en persona protegida, desaparición forzada, secuestro simple agravado y tráfico, fabricación o porte de arma o munición de uso privativo de las fuerzas armadas.

Según la investigación adelantada por la Fiscalía General los militares presentaron un registro oficial del patrullaje adelantado el 9 de mayo de 2004 en el que se indicó que se presentó un combate contra un grupo de guerrilleros del IX frente de las Farc.

En el escrito se indicó que “la escuadra militar repelió el ataque” y como resultado del enfrentamiento fueron dados de baja dos guerrilleros a quienes se les incautó material de guerra. 

Sin embargo se pudo comprobar que “no se trató de un combate sino de una camuflada toma armada al corregimiento de Santa Ana del municipio de Granada, el grupo que perpetró el ataque utilizó armas largas”.

En ese momento los uniformados retuvieron a varias personas, entre ellos los dos labriegos y acto seguido las montaron en un vehículo. “Ese mismo día en horas de la noche, las víctimas fueron llevadas a la morgue del municipio de Granada, siendo presentados como dados de baja en combate por el Ejército Nacional”. 

Los otros casos

Los uniformados también fueron hallados culpables por su participación en el ingreso a una vivienda de un hombre que se encontraba en compañía de su esposa y su hijo menor de edad en el municipio de Santa Ana, Antioquia, el 14 de junio de 2004.

En ese momento el campesino fue atado de pies y manos por un grupo de hombres armados que se identificaron como miembros del Ejército Nacional quienes lo obligaron a abandonar su residencia y se lo llevaron con rumbo desconocido.

Ocho días después la esposa del labriego lo identificó en un anfiteatro de la ciudad de Medellín, en donde se le informó que las versiones entregadas por los militares el hombre fue dado de baja, como resultado de un enfrentamiento entre las tropas y presuntos subversivos.

El tercer hecho por el cual el juzgado condenó a los militares tiene que ver con una denuncia presentada por una víctima, quien aseguró que el 20 de mayo de 2004, soldados del Ejército Nacional que se encontraban en la vereda María, del municipio de Granada, la retuvieron y la trasladaron hasta la vereda Santa Bárbara, donde posteriormente fueron ejecutadas varias personas.

Temas relacionados