Condenan a la Nación por toma de las Farc al edificio Miraflores

En la acción ejecutada por la columna móvil Teófilo Forero un comerciante resultó gravemente herido y su local comercial fue destruido.

La Sección Tercera del Consejo de Estado condenó a la Nación, representada en el Ministerio de Defensa y la Policía Nacional, por las heridas que sufrió un comerciante en el desarrollo de la incursión de la guerrilla de las Farc al edificio Miraflores en la noche del 26 de julio de 2001 en el centro de la ciudad de Neiva (Huila). 

Considera el alto tribunal que está demostrado que durante la toma ejecutada por la columna móvil Teófilo Forero de las Farc comandada por alias ‘El Paisa’, el comerciante sufrió heridas que le provocaron una pérdida en su capacidad laboral en un 32%, igualmente su establecimiento comercial, ubicado a pocos metros del edificio, resultó gravemente afectado.

En el debate jurídico el Consejo de Estado consideró que existía una responsabilidad de las entidades demandadas puesto que en esa época se tenía conocimiento del riesgo que corría la población civil en el departamento, debido a su cercanía con la zona de distensión en el proceso de paz que adelantó el Gobierno de Andrés Pastrana con las Farc.

En este sentido se indica que no se tomaron las medidas de seguridad necesarias para proteger la vida e integridad de los pobladores. Señala que era previsible un hecho de esa naturaleza y pese a esto las autoridades, encargadas de proteger a los colombianos, no tomó las medidas dirigidas para brindarles la seguridad lo que representa una falta en el servicio.

En la toma al edificio de Miraflores fue secuestrada la representante a la Cámara por el departamento del Huila, Gloria Polanco, sus dos hijos Juan Felipe y Juan Sebastián Lozada Polanco, y otras 13 personas.