Condenan a Sor Teresa Gómez por desplazamiento forzado en Urabá

La hermana de crianza de los jefes paramilitares Castaño Gil había sido condenada en 2015 por despojo de tierras en esa misma zona del país.

Sor Teresa Gómez, hermanastra del clan Castaño, obtenía firmas de campesinos para arrebatarles sus tierras.El Espectador

Un juzgado de Turbo (Antioquia) condenó a nueve años de prisión a Sor Teresa Gómez Álvarez por el delito de desplazamiento forzado. Según las investigaciones de la Fiscalía, la hermana de crianza de Vicente, Fidel y Carlos Castaño Gil hizo parte de un grupo paramilitar, el cual era liderado por alias Palillo. En 1997, hombres al mando de este paramilitar desplazaron de manera forzada un grupo de campesinos del corregimiento de Blanquicet, Turbo (Antioquia), quienes habían sido beneficiados por el gobierno holandés con dinero para adquirir predios.

El fallo concluyó que el grupo criminal del que hizo parte Gómez compró las tierras de los despojados en este corregimiento y falsificó la firma y la huella del representante legal de la cooperativa campesina. Posteriormente, la mujer presionó y amenazó al notario de Carepa para redactar las escrituras, con el objetivo de disfrazar estos crímenes.

La decisión del juzgado también reconoce la existencia de un proyecto criminal por parte de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), con el fin de apropiarse de miles de hectáreas de tierra y cultivar de manera extensiva palma de aceite. Para tal fin, señala, el juzgado Gómez “ejecutó las actividades programadas por el comandante de su grupo como lo fue la administración de fincas objeto de desalojo y como tal, debe responder por cada una de las acciones que tuvieron como finalidad desplazar a los campesinos que allí habitaban e invadir sus territorios de manera arbitraria”.

De igual manera, Gómez “cooperó con la misión trazada por Vicente Castaño, pues en muchas oportunidades intimidó o coaccionó a los pobladores para que se alejaran del sector, y además, estuvo atenta a los mandatos de su jefe inmediato alias “Palillo”, bajo el conocimiento pleno que el afán de la organización era ubicar y acondicionar los terrenos en donde posteriormente se sembraría palma, reconociendo incluso que para lograr la meta, fue indispensable no solo acordar el desplazamiento de los pobladores del sector, sino además, apoderarse de los terrenos sin el consentimiento de los desalojados”.

Raúl Emilio Hazbún, alias Pedro Bonito, excomandante del Bloque Bananero de las AUC en el Urabá antioqueño, reconoció ante la justicia que alias Palillo, era uno de los responsables de manejar las tierras de Vicente Castaño en la región. Asimismo, Ever Veloza alias HH, señaló que Carlos Castaño le informó a su hermano Vicente sobre el robo de entre 70.000 a 100.000 hectáreas para proyectos palmicultores, los cuales iban a llevarse a cabo con empresarios y bananeros en la zona donde está ubicado el corregimiento de Blanquicet.

(Le podría interesar: Tulapas, el reino del despojo 'para'​)

Despojo en las Tulapas

 En octubre de 2015, un juez especializado de Antioquia condenó, en fallo de primera instancia, a 12 años de prisión a Gómez Álvarez. Ese tribunal señaló que la hermanastra de los Castaño, quien aceptó su responsabilidad en los hechos, fue cómplice en el despojo de tierras que sufrieron los pobladores de las Tulapas, una zona ubicada entre los municipios de Turbo y Necoclí.

La Fiscalía señaló que los hermanos Fidel, Vicente y Carlos Castaño Gil conformaron grupos paramilitares con el fin de enfrentar a los grupos guerrilleros que durante dos décadas hicieron presencia en Urabá. En esa guerra que libraron, la población de la zona fue amenazada desaparecida o asesinada, generando grandes desplazamientos forzados. Estos predios luego eran legalizados por Sor Teresa Gómez con la presentación de documentos falsos.

845269

2019-03-15T21:18:18-05:00

article

2019-03-15T21:28:22-05:00

mmedellin_1283

none

-Redacción Judicial

Judicial

Condenan a Sor Teresa Gómez por desplazamiento forzado en Urabá

65

4083

4148