Corte Suprema archivó investigación contra María Fernanda Cabal por calumnia

La representante a la Cámara fue denunciada por un trino en el que hacía referencia a una víctima del conflicto armado que viajó a La Habana (Cuba).

La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia emitió auto inhibitorio a favor de la representante a la Cámara por Bogotá, María Fernanda Cabal, en el marco de la denuncia instaurada por el delito de calumnia tras la publicación de un mensaje en su cuenta oficial de Twitter en la que hacía referencia a una víctima del conflicto armado que viajó en agosto pasado a La Habana (Cuba) para reunirse con los negociadores de las Farc en el proceso de paz.

En la red social, la congresista hizo referencia a una foto en la que aparecía Ángela María Girlado, hermana del diputado del Valle del Cauca, Francisco Giraldo quien fue secuestrado por las Farc en el año 2002 junto a 12 de sus compañeros de Asamblea, y asesinado cinco años después en cautiverio por ese mismo grupo armado ilegal.

“Esta ´víctima’ saluda a las Farc muy contenta …¿Síndrome de Estocolmo?” y “¿Esa que saluda con una gran sonrisa a las Farc es representante de las víctimas (Sic)”, trinó Cabal. Ante esto Giraldo presentó una denuncia formal ante la Fiscalía en contra de la representante a la Cámara al considerar que con estos mensajes se estaba afectando su honra y buen nombre.

Ante esta situación, el fiscal General, Eduardo Montealegre Lynnet ordenó que se iniciarán las investigaciones pertinentes puesto que la representante de víctimas había sufrido amenazas e intimidaciones. Igualmente solicitó que se determinara la responsabilidad en los delitos de injuria, calumnia, actos de discriminación y hostigamiento agravado.

Poco después de la publicación de estos mensajes, el presidente de la República Juan Manuel Santos aseguró que le producía “desconsuelo” este tipo de situaciones. “Cuando veo, por ejemplo, lo que le sucedió a Ángela Giraldo..., que llega y una persona le manda un tweet insultándola, diciéndole cosas realmente llenas de odio...”.