Cuestionan acto de perdón de "falso psiquiatra" de Medicina Legal

Camilo Herrera fue sentenciado a siete años y cinco meses de prisión por los delitos de falso testimonio, falsedad en documento y falsedad ideológica.

David Campuzano / ElEspectador

En una carta enviada a la Asociación Colombiana de Psiquiatría el Grupo de Psiquiatras de Medicina Legal y Ciencias Forenses cuestionaron el acto de perdón adelantado el pasado mes de noviembre por Camilo Herrera Triana, sentenciado por falsificar documentos para presentarse como profesional.

En la misiva aseguran que no fueron invitadas al acto, el cual –señalan- fue privado y solamente tuvieron acceso las directivas del Instituto. Debido a esto reconocieron su malestar y manifestaron que el verdadero daño les fue causado a ellos directamente por el “falso psiquiatra”.

“El arrepentimiento y el perdón tal como se dieron fueron un insulto y una afrenta para el grupo de psiquiatras, dado el contexto y falta de consulta con unos de los principales afectados por su impostura”, precisa uno de los apartes de la misiva. (Ver Un falso psiquiatra encantador)

En este sentido aseguran que ellos fueron los “grandes ausentes” a este evento, el cual fue calificado como “puesta en escena” y “una mala obra de teatro, con un libreto de mal gusto. La presencia de este personaje que sedujo directivas lo condujo a presidir la Asociación Colombiana de Medicina Legal”.

"Ahora el arrepentimiento y el perdón tal como tal fueron un insulto y una afrenta para el grupo de psiquiatras, dado el contexto, la falta de consulta con unos de los principales afectados por su impostura". Señalan además que no se ha reconocido, hasta el momento, la magnitud del daño causado por su actitud.

Los psiquiatras de Medicina Legal advierten que desconocen las pretensiones personales de Herrera Triana, sin embargo lo que causó fue un daño inmenso al buen nombre de los profesionales y a su labor dentro del Instituto. Advierten que durante la década que estuvo en la entidad recibió una gran responsabilidad y reconocimientos por parte de las directivas.

Herrera Triana emitió durante 10 años de trabajo en el Instituto forenses más de 1.900 conceptos. Esto sin tener ningún tipo de título profesional, puesto que solamente adelantó cuatro semestres de Medicina en una prestigiosa Universidad.

Fue condendo en diciembre de 2012 a siete años y seis meses de detención domiciliaria tras aceptar su responsabilidad en los delitos de falsedad ideológica en documento público y privado, fraude procesal y falso testimonio.

Según la Fiscalía General, Herrera presentó una hoja de vida en la qeu acreditó estudios en medicina y psiquiatría en distintas universidades, así como una amplía experiencia en la materia, y el autor de diferentes publicaciones.