David Murcia regresará a Colombia para responder por condena de 22 años

Robert Abreu, abogado de la cabeza de la comercializadora DMG, confirmó que Murcia Guzmán recuperará su libertad el próximo 11 de noviembre tras purgar una pena en Estados Unidos por lavado de activos.

David Murcia, fundador de la ‘pirámide’ DMG, fue extraditado a EE.UU. en enero de 2010 por lavado de activos. /AFP

Tal como lo anticipó el columnista Yohir Akerman en El Espectador, David Murcia Guzmán –otrora cerebro de la comercializadora DMG– regresará al país a responder por procesos judiciales relacionados con captación masiva e ilegal de dinero. Lo anterior, tras purgar una pena de poco más de siete años de cárcel en Estados Unidos por lavado de activos. (Lea aquí la columna de Yohir Akerman: 'El regreso de DMG')

Según confirmó desde Miami Robert Abreu, el abogado de quien fuera considerado el cerebro de una de las pirámides más grandes y estructuradas que se estableció en el país, Murcia Guzmán recuperaría su libertad este sábado 11 de noviembre y sería deportado al país para que responda por una condena de 22 años de cárcel. Tal trámite, de acuerdo con la defensa, se extendería por al menos dos semanas, por lo que el cerebro de DMG podría estar nuevamente en Colombia a principios de diciembre próximo.

“Tras recobrar su libertad pasa a inmigración y deportación, trámites que demorarán dos semanas. Luego, se coordinará con el Gobierno colombiano para saber qué día regresa y se define cómo va a pagar la condena que tiene pendiente”, explicó Abreu en diálogo con Blu Radio, señalando que –pese a la petición elevada por la defensa– los años de prisión que purgó Murcia Guzmán en Estados Unidos no serán condonables en Colombia, por lo que se mantiene en firme su condena a 22 años.

“El Gobierno colombiano no quiso acceder a que le redujeran el tiempo pagado en Estados Unidos, entonces tengo entendido que no le afectaría en su pena en Colombia. Quiere decir que pagaría 22 años de cárcel adicionales en Colombia, es lo que tengo entendido”, aseguró el abogado.

En su columna de este 4 de noviembre en las páginas de este diario, Yohir Akerman reveló que David Murcia Guzmán, “sin abogado y representándose directamente”, le solicitó a la Corte Sur del Distrito de Nueva York una reducción de su pena. Tal petición habría tenido calado y el cerebro de la comercializadora saldría de prisión “un año y dos meses antes de lo pronosticado”, teniendo en cuenta que su condena era de 108 meses de prisión, “por lo que su fecha de libertad sería en el 2019”.

“Murcia Guzmán le pidió al juez que su caso fuera considerado como inusual o atípico para conseguir un trato preferente. El prisionero le interpeló a la Corte que no fuese tratado como un “extranjero deportable” (deportable alien), porque con esa categoría no podría gozar de algunos beneficios que les son otorgados a los reos estadounidenses”, detalló Akerman en su columna.

La historia del también llamado "Rey Midas" comenzó a principios de 2005, a la edad de 25 años, cuando fundó en Bogotá la empresa Grupo DMG S.A. con un capital de 100 millones de pesos, donde estableció una "pirámide" bajo la fachada de la comercialización de productos, lo cual rápidamente le dio la posibilidad de contar con un importante flujo de efectivo que las autoridades atribuyeron al lavado de activos mediante la captación ilegal de recursos del público.

La captura de Murcia se produjo en Panamá, el 17 de noviembre de 2008, tres días después de que el Gobierno Nacional decidiera intervenir la comercializadora por considerarla ilegal. A principios de 2010, tras varios meses de audiencias y luego de la aprobación del entonces presidente Álvaro Uribe, se realizó su entrega formal a los agentes de la DEA.

La extradición de Murcia Guzmán fue autorizada el 14 de octubre de 2009 por la Corte Suprema de Justicia. En ese entonces la sala de casación penal aprobó la extradición de David Murcia Guzmán por el delito de lavado de activos. El Tribunal respondió así a la Corte Distrital de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York, que había hecho extensiva la petición al Gobierno colombiano. 

La corte de Nueva York acusó a Murcia de mover varios millones de dólares, que al parecer eran de narcotraficantes, a través de más de 18 cuentas bancarias y de adquirir nueve propiedades en Miami y una en California para ocultar ganancias ilícitas.

“Responsabilizo al Gobierno colombiano si algo me llega a pasar”

En un video difundido a través de Facebook, compartido el pasado 11 de octubre en una página llamada “Liberen ya a David Murcia Guzmán”, una mujer, aparentemente de nombre Milena, sostiene una conversación con él. En la comunicación, que se habría dado tiempo después de una visita de Milena a Moshannon Valley, Murcia Guzmán le agradece a ella por su ayuda y colaboración. Agradecimientos que también extienden a las personas que han estado pendientes del proceso.

David Murcia Guzmán dice que está “angustiado” por la persecución que en su momento tuvo el gobierno a cargo del entonces presidente Álvaro Uribe. Y, ahora que está próximo a termina su condena, su preocupación recae por el derecho a la vida que le asiste como ser humano, pues teme por su vida a su regreso al país. Le preocupa, también, que sigan con las torturas tanto “psicológicas” como “físicas” que supuestamente tienen por objeto acabar con su vida. "Si algo me llega a pasar, responsabilizo al gobierno colombiano”, dice.

Agrega que la persecución del Estado contra él, vinculándolo con grupos al margen de la ley, ha sido exagerada y no han pedido disculpas por la “cizaña” y “la cantidad de mentiras” que le atribuyeron. Al final del video, Murcia Guzmán solicita es que se le trate como ser humano, con los derechos constitucionales que le asisten y el debido proceso que se le avecina en el país.