Defensa de Laura Moreno acusó a la Fiscalía de ocultar pruebas

Jaime Granados señaló que el ente impidió la entrega de documentos solicitados para el desarrollo de la investigación por el caso Colmenares.

Ante el juez 11 de conocimiento, el abogado Jaime Granados, quien define los intereses de Laura Moreno, aseguró que en repetidas oportunidades la Fiscalía General ha tomado actitudes que han impedido conocer en su totalidad las pruebas solicitadas para adelantar la investigación por la extraña muerte del joven Luis Andrés Colmenares.  

En su intervención, que duró más de una hora, el jurista presentó 26 observaciones ante las pruebas presentadas por la representante de la Fiscalía en este proceso en audiencias anteriores, indicando que en ciertos puntos no se puede hablar de igualdad de condiciones.

En este sentido reiteró el hecho de que la Fiscalía usó de manera indebida las muestras de sangre del joven Luis Andrés Colmenares que estaban en poder del Instituto de Medicina Legal. “Se agotaron las muestras, ante estos se imposibilitó a la defensa de hacer el análisis de las mismas La Fiscalía le ha privado a la defensa de hacer los análisis de las pruebas que reposaban en el Instituto”.

De los 16 centímetros cúbico recolectados desde el inicio, Medicina Legal utilizó 6 centímetros, quedaron 10 y de esto “lo que devolvió la Fiscalía si alcanza a 0.5 centímetros es mucho”, indicando que el ente utilizó 9.55 centímetros cúbicos, más del 96 por ciento de la sangre.

“El fiscal (Antonio Luis) González se llevó la totalidad de las muestras de sangre impidiéndole a la defensa hacer las pruebas”, precisó Granados, al indicar que es menester que el ente indique en qué utilizó dichas muestras y cómo agotó dicho material probatorio.

El juez suspendió la audiencia para el próximo jueves 11 de octubre, y se espera que la fiscal Martha Lucia Zamora responda a los cuestionamientos hechos por los abogados Jaime Granados y Jesús Albeiro Yepes.

Las prueba de la discordia

Igualmente Granados señaló que se presentaron diversas obstrucciones cuando intentaron acceder a unas pruebas solicitadas al Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) y a la Empresa de Acueducto.

Sin embargo, para su sorpresa, pese a que dicha solicitud fue respondida por los dos organismos estos indicaban que ya la Fiscalía General habían presentado una serie de solicitudes sobre las mismas pruebas por lo que tenían que entenderse con el ente investigador.

“Qué encontramos en esa respuesta: El informe que no es posible remitirle la información solicitada en el oficio del asunto, puesto que la información fue enviada por la doctora Martha Lucia Zamora el pasado siete de septiembre”, leyó Granados sobre la carta que le presentó el Acueducto.

Ante esto el jurista señaló que esta decisión les dificultó conseguir la información que necesitaban sobre el caudal que presentaba el canal del parque El Virrey y el nivel de lluvias registrado en la noche del 30 de octubre de 2010 y la madrugada del día siguiente en la ciudad de Bogotá.

“Nosotros también tenemos tareas, solicitar, practicar y valorar la pruebas, así como la Fiscalía, nosotros también tenemos derecho a conseguir este material probatorio”, señaló el abogado en su extensa intervención.

“Han coartado la posibilidad de conseguir estas pruebas por esto solicito que se ordene dentro de esta observación el descubrimiento de las pruebas y estudios hidrológicos que ya tiene la Fiscalía General”, indicó.