Fiscalía analiza nuevas denuncias

El perfil criminal de Levith Rúa Rodríguez

El expolicía está vinculado a por lo menos diez casos por delitos sexuales. Su recorrido criminal comenzó en 2010, en El Paso (Cesar).

Levith Rúa Rodríguez sufrió una complicación médica cuando fue capturado. EFE

La Costa Caribe está conmocionada por el descubrimiento de un posible violador serial. Se trata de Levith Rúa Rodríguez, quien fue capturado el pasado jueves en un centro comercial del sur de Barranquilla. El expolicía habría violado a 10 mujeres, la mayoría de ellas menores de edad. Sobre cómo y en dónde contactaba a sus víctimas y cómo las asesinó, las autoridades ya tienen varias pruebas, incluida hasta la frialdad con la que confesó uno de sus crímenes. Ahora, el reto de los investigadores será identificar a otras mujeres que asesinó o violó.

La Fiscalía aseguró que por lo menos tres denuncias han sido recibidas luego de la captura de Rúa Rodríguez, y otras posibles víctimas aseguran que se presentarán al ente investigador para exponer sus casos.

(Le podría interesar: Levith Rúa, el expolicía que sería un violador serial)

Su recorrido criminal comenzó en 2010, en El Paso (Cesar). Allí, cuando aún era policía activo, violó a una mujer y por eso fue condenado a 14 años de prisión, pero con las reducciones de ley quedó en libertad hace seis meses. Según los informes de la Fiscalía, la mujer quedó afectada física, moral y sexualmente. El ente investigador indaga otros procesos en los que este hombre aparece indiciado en Valledupar y Sincelejo. Desde entonces, de acuerdo con la Fiscalía, se ha dedicado a “afectar” sexualmente a mujeres de entre 15 y 18 años en la Costa Caribe.

El siguiente caso en el que está involucrado Levith Rúa Rodríguez ocurrió en enero pasado, cuando gracias a un permiso que le fue concedido por las autoridades salió de prisión durante 72 horas, trasladándose a Ponedera, Atlántico, donde habría abusado de una menor de edad. “La maltrató. La niña afortunadamente está viva, la golpeó brutalmente y le quebró la mandíbula en tres partes. Faltan unos dientes también”, reveló la Fiscalía. Su confianza para esquivar la justicia se acabó cuando una niña venezolana denunció que el miércoles pasado fue agredida sexualmente en Malambo. Esa denuncia desencadenó la captura de Rúa Rodríguez y su posterior confesión en la autoría del crimen de Gabriela Andrea Romero Cabarcas, una estudiante del Sena desaparecida desde el 24 de noviembre pasado.

Lo que tienen los investigadores

Los analistas de delitos sexuales del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) han logrado elaborar un perfil de Levith Rúa Rodríguez, de 31 años. Según los investigadores, además del abuso sexual, el hombre atacaba brutalmente a las mujeres en la cara, al punto que les producía fracturas y las dejaba sin dientes. También será clave para vincularlo a más casos un tatuaje en su brazo derecho que dice “Sara Valentina”, uno más en el pecho con dos alas de ángeles y un rosario de madera que siempre lo acompaña. “Engaña a sus víctimas, a otras las amenaza, a otras las contacta en las redes sociales, a otras las asalta en la calle con arma de fuego y las lleva a lugares alejados”, aseguró Ángela María Bedoya, directora de la Fiscalía de Barranquilla.

(Le podría interesar: ¿Por qué el crimen de Gabriela Romero es un feminicidio y no un homicidio?)

Los investigadores también están buscando a todos los que lo conocieron o que puedan dar información de sus movimientos como, por ejemplo, sus vecinos. Hasta el momento, en las informaciones recaudadas por el ente investigador, quienes lo conocían no lo identifican como una persona “agresiva”, por el contrario, coincidieron en que era una persona “trabajadora” y nunca se imaginaron lo que ha pasado.

Las pruebas contra Rúa Rodríguez fueron trasladadas al Centro de Estudio Probatorio de la Fiscalía General para ser examinadas. Una vez se obtengan los resultados, el ente investigador determinará si le imputa cargos por nuevos hechos. Está pendiente la imputación de cargos por el crimen que ya aceptó, de la estudiante del Sena Gabriela Romero, por los delitos de desaparición forzada y homicidio agravado. El ente investigador está a la espera de que Medicina Legal determine si también fue víctima de violación, con lo que sumaría otro delito. El expolicía se encuentra con medida de aseguramiento por el caso de la venezolana, le imputaron cargos por los delitos de acceso carnal violento, secuestro agravado y hurto agravado. Podría afrontar 60 años de prisión.

Este lunes, Barranquilla marchó para rechazar el crimen del que fue víctima Gabriela Romero. Organizaciones sociales y familiares de otras jóvenes desaparecidas realizaron un plantón en el edificio de la Fiscalía para exigir celeridad en los procesos y justicia en contra de los culpables. “Yo quiero la pena máxima para Levith Aldemar Rúa Rodríguez, quien es un monstruo, él es malo, en su cara se le ve la maldad, es cínico. El decir que él le mintió a Gabriela, no la engañó, y que mentir y engañar no es lo mismo, no. Yo no acepto que ahora se le esté tildando de loco, él va a responder por mi hija, él me tiene que responder por Gabriela”, dijo al diario El Universal Luz Divina Cabarcas, madre de Gabriela Romero Cabarcas.

Aumentan los delitos sexuales

El Instituto de Medicina Legal, con corte hasta el 30 de octubre pasado, reportó que este año se realizaron 16.814 exámenes médico-legales por presunto delito sexual, un aumento de más de mil casos en comparación con el año pasado, en el que se reportaron 15.082 denuncias de esta naturaleza.

(Lea: Expolicía investigado por crimen de estudiante del Sena sería un violador en serie)

Los hechos se agravan aún más, pues este año, según el informe, se reportó el asesinato de 758 mujeres, mientras que el año pasado fueron 731. Las zonas con más casos de violencia han sido Valle del Cauca, con 139; Antioquia, con 130; Bogotá, con 94, y Atlántico, con 38 casos.

 

últimas noticias