Emiten circular azul de Interpol contra directivo investigado por desfalco de Reficar

Massoud Deihdeban, quien cuenta con doble nacionalidad (iraní y estadounidense), fue representante de la firma CB&I y un juez de garantías de Bogotá emitió circular azul de la Interpol para que cumpla la medida de aseguramiento en el país. Orlando José Cabrales, expresidente de la refinería, no fue enviado a la cárcel, pero deberá cumplir ciertas restricciones.

Para el juez, con el presunto desfalco de $610.000 millones se habrían podido invertir en proyectos de interés general para el país.Archivo particular.

Luego de más seis meses de instalada la audiencia de imputación de cargos y medida de aseguramiento, la justicia ya empezó a tomar las primeras decisiones por los millonarios sobrecostos que se generaron en la modernización de la planta de refinería de Cartagena, o Reficar. Este miércoles, en el complejo judicial de Paloquemao, el Juez 16 de Garantías de Bogotá emitió circular azul de la Interpol para que Massoud Deidehban, director de proyectos y representante legal de CB&I, cumpla la medida de aseguramiento en Colombia. Con esta decisión, el investigado deberá ser deportado desde Estados Unidos para que acate esta medida mientras avanzan las investigaciones y el juicio. (Lea: Reficar, el desfalco del siglo)

El juez consideró que el ciudadano cuenta con doble nacionalidad, israelí y estadounidense, por lo que su comparecencia al proceso podría quedar en entredicho al migrar a otras naciones. “Se advierte que (Deidehban) atentó contra varios bienes jurídicos protegidos, su comportamiento es reprochable, en la medida en que hay un grado alto de probabilidad de que este ciudadano se haya apoderado de dineros del Estado, para lo que se valió de maniobras que lo permitieron”. Y agregó, “conocía la naturaleza jurídica y el marco normativo del contrato que ejecutó y, sobre todo, que la contratación se realizaba con una entidad estatal”.

Según la Fiscalía, Deidehban representa un peligro para la sociedad porque tenía bajo su cargo la construcción de la primera fase del proyecto de modernización de la Refinería, la cual era financiada por recursos públicos, pero “no se les dio la destinación programada sino que, con esos rubros, se gastaron gastos personales de contratistas”. Para el juez, con el presunto desfalco de $610.000 millones se habrían podido invertir en proyectos de interés general para el país, como en educación, en deporte o en temas de salud. “Por ello, a consideración de esta autoridad judicial, se pone en riesgo a la comunidad máxime cuando la citada cita puede aumentar, es decir, el riesgo sigue latente”, dijo el juez. (Le podría interesar: El expediente Reficar en la Contraloría)

Massoud Deidehban es investigado por los delitos de peculado por apropiación y enriquecimiento ilícito, y comparece a las audiencias a través de videoconferencia desde Houston.  El juez manifestó que el Instituto Nacional Penitencio y Carcelario (Inpec) no cuenta con medidas internaciones para hacer efectivas las medidas de aseguramiento en otros países, razón por la cuál debe ser deportado el país. “La medida puesta a Massoud Deidehban resulta necesaria y urgente por cuento se busca proteger a la comunidad que, al parecer, ser vio impactada económicamente por cuenta de la presunta apropiación de recursos públicos en cabeza de Reficar, más aún, cuando se le confió la realización de tan importante proyecto para Colombia”, expresó el juez.  

¿Cuáles fueron las decisiones de los otros investigados?

Orlando José Cabrales, expresidente de Reficar

Es investigado por el delito de interés indebido en la celebración de contratos. El juez determinó que deberá presentarse los cinco primeros días de cada mes y la prohibición de comunicarse con víctimas. Estas medidas se imponen por su avanzada edad (79 años).

Philip Kent Asherman, exdirectivo de CB&I

La Fiscalía lo investiga por el delito de interés indebido en la celebración de contratos. El juez determinó que él, quien reside en Estados Unidos, deberá presentarse en el consulado de Colombia en Texas dos veces al mes y deberá comparecer a las audiencias. Además, le prohibió comunicarse con testigos y personas vinculadas al caso.

Pedro Alfonso Rosales Navarro, exvicepresidente ejecutivo del Downstream de Ecopetrol

Es investigado por el delito de interés indebido en la celebración de contratos. El juez le prohibió salir del país, comunicarse con las personas que están siendo investigadas por estos hechos y comparecer ante las autoridades judiciales cuando estas lo requieran.

Carlos Alberto Lloreda Silva, exmiembro de la mesa directiva de Reficar.

La Fiscalía lo investiga por los delitos de falsedad en documento público y peculado por apropiación. El juez, por su parte, le prohibió salir del país.

En la audiencia que se desarrolló este martes, el juez les dio casa por cárcel al exvicepresidente de Reficar, Felipe Laverde Cardona y a uno de los expresidentes de la sociedad, Reyes Reynoso Yáñez. En el caso de Laverde, el juez consideró que existe material suficiente para concluir que sufre de problemas renales que no son posibles de atender en un hospital. En el caso de Reinoso, el funcionario judicial determinó que no tiene antecedentes penales. (Lea: Otorgan casa por cárcel a dos exdirectivos de Reficar)