Entregan restos de Luz Mary Portela, desaparecida del Palacio de Justicia

En un evento llevado a cabo en el atrio del Palacio de Justicia, Rosa Milena y Edilson Cárdenas, hijos de la desaparecida, recibieron los restos de su madre después de 31 años.

Rosa Milena Cárdenas, hija de luz Mary Portela, creyó durante casi toda su vida que la desaparecida de Palacio era su hermana. / Foto: Archivo

En la mañana de hoy, la Fiscalía hizo entrega oficial de los restos de Luz Mary Portela Oviedo, una de las once víctimas de desaparición forzada reconocidas por la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) en la sentencia que condenó al Estado por los hechos ocurridos el 6 y 7 de noviembre de 1985.

En el acto hicieron presencia la Fiscalía, Medicina Legal, la Cancillería, la Unidad para la Reparación de las Víctimas, los familiares de las víctimas de desaparición forzada y los colectivos de abogados y de defensa de derechos que han acompañado el caso, como el Colectivo José Alvear Restrepo, la Comisión Intereclesial de Justicia y Paz, y ka Corporación Fasol.

Rosa Milena y Edilson Cárdenas, hijos de Luz Mary Portela, recibieron los cinco huesos que su madre que la Fiscalia encontró en mayo de 2015, al exhumar la tumba de otra de las víctimas del Palacio: Libia Rincón Mora, magistrda auxiliar. Finalmente, el 15 de octubre de 2015 Edinson y Rosa Milena Cárdenas recibieron el 75% del esqueleto de su madre, quien desapareció cuando ellos tenían cinco y seis años respectivamente. (Lea también: Toma del Palacio de Justicia: buscando a su hermana descubrieron que era su madre)

Rosalbina León, madre de Luz Mary Portela, falleció el 12 de enero de 2009, sin tener noticias del paradero de su hija, quién se encontraba en el Palacio el día de los trágicos hechos reemplazando a su madre en la cafetería. "Mi abuela estaba muy enferma esa semana, por eso mi mamá había ido a reemplazarla en el lavaplatos de la cafetería del Palacio", relató Rosa Milena Cárdenas en el evento.

También asistió a la conmemoración Fracisco Lara, viceministro de asuntos bilaterales de la Cancillería, entidad encargada de dar cumplimiento al fallo con el que la Corte IDH condenó al Estado colombiano en 2014 por la desaparición de las once personas en el holocausto del Palacio de Justicia y por la muerte y tortura de otras seis, incluído el magistrado Carlos Horacio Urán. En el acto, el funcionario dijo que reiteraba "la solicitud de perdón que el Estado colombiano ha hecho y por las demoras injustificadas en lograr la verdad, pues sin la verdad es imposible superar los hechos victimizantes del conflicto armado".

Alejandro Vaquero, quien habló en nombre de la Unidad para la atención y la reparación de las Víctimas, señaló que la promesa del Estado es que con el proceso de paz no haya más víctimas y que la verdad sea finalmente alcanzada. Ante sus palabras, la presidenta del Colectivo José Alvear Restrepo exigió que estas promesas se cumplan y que se dignifique de forma real la memoria y la lucha de las víctimas.

Por su parte, Edinson Cárdenas, hijo de Luz Mary Portela, también habló en el acto. "Esta lucha comienza con la búsqueda de una hermana desaparecida y hoy me lleva a enterrar a una madre" dijo, y añadió: "Condeno a los corruptos que con su proceder permiten que los victimarios sean intocables, libres y llenos de beneficios".

"¿Si no fuese por una sentencia, cómo sería la entrega de los restos hoy? Una sentecia que solo se ha cumplido en lo que beneficia al Estado, ¿y las víctimas qué? Solo me queda agradecer a quienes han estado en esta lucha durante estos 31 años, todos aquellos que conocieron a Rosalbina León", señaló Edinson Cárdenas. Su hermana, Rosa Milena, recordó a su abuela, Rosalbina Cárdenas, quien se convirtió en un rostro visible de los familiares de los desaparecidos en Palacio. "(La recuerdo) cada que de la mano íbamos a rezar a la fosa común del Cementerio del Sur, o a los despachos de los funcionarios en busca de respuestas".

"Hoy más que nunca agradezco a la vida tener estos restos para tener un lugar donde llorarla y llevarle flores. Hoy después de 31 años tengo que pedirle al Estado que no entierre a Luz, que siga investigando qué pasó con Luz, y sepamos quiénes son los responsables de su muerte. Con su cuerpito me dijo que ella no era mi hermana, sino mi mamá. Agradezco a todos los padres que dieron toda su vida por vivir este momento y que no pudieron estar", dijo la hija mayor de Portela.

El defensor de derechos humanos del Colectivo Sociojurídico Orlando Fals Borda, Pablo Cala, recordó también a Rosalbina León. Confesó que, en 2008, Rosalbina León le contó la verdad sobre Rosa Milena y Edinson Cárdenas, que hasta entonces creían eran hermanos de la desaparecida. Le habló a Rosalbina León, fallecida el 12 de enero de 2009 víctimas de un cáncer, y le dijo que su hija por fin "volvía a casa". Hizo un llamado a los familiares para que persistan "tercos y tercas en la esperanza de una paz sin desaparecidos".