Envían a la cárcel a "La Madame" por caso de explotación sexual en Cartagena

Para las autoridades, "La Madame"es la proxeneta más grande de Cartagena. La mujer ya se declaró inocente de todos los delitos que le imputó la Fiscalía: trata de personas, concierto para delinquir e inducción a la prostitución. 

Liliana del Carmen Campos Puello, antes de entrar a la audiencia de imputación de cargo. Foto: Cortesía El Universal

Liliana del Carmen Campos Puello, más conocida como La Madame, quien sería la cabeza de la red de prostitución en Cartagena acaba de ser enviada a prisión. La decisión la tomó un juez de garantías de esa ciudad. Esta mujer es considerada por las autoridades como la proxeneta más reconocida de la ciudad amurallada. La mujer ya se declaró inocente de todos los delitos que le imputó la Fiscalía: trata de personas, concierto para delinquir e inducción a la prostitución. 

Para las autoridades, La Madame es la proxeneta más grande de Cartagena. Las pesquisas que tiene la Fiscalía en el caso muestran que esta mujer ostentaba una vida de lujos: viajaba constantemente en yate, en donde organizaba fiesta con menores de edad, y viajaba a exclusivas islas del caribe, dicen los investigadores, para establecer el contacto entre extranjeros y las niñas que presuntamente reclutaba en la capital del departamento de Bolívar. Según el ente investigador, Campos Puello había reclutado a por lo menos 250 niñas colombianas y venezolanas.

(En contexto: Las aberraciones que encontró la Fiscalía en operativo contra la explotación sexual en Cartagena)

Tras su captura, La Madame llegó esposada a la audiencia de imputación de cargos, en donde la esperaban periodistas que querían cubrir la noticia. Al fotógrado de El Universal, que hacía su trabajo con el registro fotográfico de los hechos, Campos Puello lo amenazó y le dijo que si le seguía tomando fotos y las publicaba, iba a tener problemas. El fotoreportero ya denunció el tema ante las autoridades.

De acuerdo con la Fiscalía, alias Madame, se dedicaba a atraer niñas y mujeres jóvenes, ofrecerles trabajo en las islas del Caribe, ayudarles en los trámites para obtener el pasaporte y con dinero para su mantención. Pero en realidad, al llegar al otro país las despojan de sus documentos, las encierran y las explotan sexualmente. Esto, que no es otra cosa sino trata de personas, tiene una pena de hasta 23 años de prisión. 

(Lea también:  Cuatro hostales vinculados a red de proxenetas en Cartagena ya están en poder de las autoridades)

La Madame tiene antecedentes penales por tráfico de heroína y permanencia e ingreso irregular a Estados Unidos. "Además, sería la mayor proxeneta de la ciudad de Cartagena y la encargada de manejar un corredor sexual en la zona de las playas, y contaría con una capacidad logística y contactos a nivel internacional para realizar eventos que demandan servicios sexuales de varias mujeres", señaló la Fiscalía.