Estaban adscritos al municipio de Palmira

Envían a prisión a dos funcionarios de Medicina Legal por emitir dictámenes médicos falsos

Andrés Felipe Moncayo Jiménez y Jesús Eduardo Ramírez Obando favorecieron, al parecer, a siete personas privadas de la libertad logrando que los procesados consiguieran beneficios como la prisión domiciliaria.

Según la Fiscalía los procesados, al parecer, alteraban las conclusiones del dictamen, manifestando que la persona privada de la libertad padecía una enfermedad grave. Archivo El Espectador

El Juzgado 14 penal municipal de garantías de Cali envió a la cárcel a dos funcionarios de Medina Legal, adscritos al municipio de Palmira (Valle del Cauca), por las supuestas irregularidades que habrían cometido en la emisión de dictámenes médicos para favorecer a personas privadas de la libertad. Se trata de Andrés Felipe Moncayo Jiménez, médico legista activo, y a Jesús Eduardo Ramírez Obando, exfuncionario de la institución.

La investigación adelantada por el Cuerpo Técnico de Investigación (CTI), de la Fiscalía General, permitió establecer que los funcionarios Moncayo Jiménez y Ramírez Obando habrían favorecido, por lo menos, a siete personas privadas de la libertad emitiendo dictámenes fraudulentos, logrando que los procesados consiguieran beneficios como la prisión domiciliaria.

“Los procesados, al parecer, alteraban las conclusiones del dictamen, manifestando que la persona (privada de la libertad) padecía una enfermedad grave y que era incompatible con su vida dentro de un establecimiento carcelario, generando así que jueces de ejecución de penas otorgaran beneficios”, manifestó el ente investigador.

El CTI realizó las capturas el pasado 18 de mayo luego de que el juez de garantías acogiera la solicitud del fiscal delegado ante el Tribunal Superior de Cali. En las audiencias, el ente investigador les imputó a los capturados los delitos de prevaricato por acción, falsedad ideológica en documento público y fraude procesal. Por su parte, el funcionario judicial tomó la decisión de enviar a la cárcel de Palmira a Moncayo Jiménez y Ramírez Obando mientras avanza el proceso penal.