Excandidata a cargo de Procuradora General sería testigo en "carrusel de las pensiones"

Igualmente fueron solicitados los testimonios del actual Defensor del Pueblo y seis magistrados de la Sala Disciplinaria de la Judicatura.

Ante el juez 18 de conocimiento, la fiscal cuarta delegada ante la Corte Suprema, Martha Lucia Zamora presentó el escrito de acusación formal por el delito de falsedad ideológica en documento público en contra de la secretaria general del Consejo Superior de la Judicatura Yira Lucía Olarte en el proceso que se le adelanta por las irregularidades en el nombramiento de magistrados auxiliares del alto tribunal.

Entre los elementos probatorios solicitados por la Fiscalía General en este proceso se encuentran el de la excandidata para el cargo de Procurador General, la magistrada de la Sala Disciplinaria de la Judicatura, María Mercedes López. (Ver Yira Olarte: 'Voy a denunciar a la magistrada López')

Vale recordar que López fue la magistrada que denunció las irregularidades que se estaban cometiendo en la firma de actas de nombramiento en la Judicatura. 

Igualmente se espera contar con los testimonios del actual Defensor del Pueblo, Jorge Armando Otalora con el fin de que esclarezca y explique la forma en cómo se adelantaba la discusión y el nombramiento de los magistrados auxiliares.

En este proceso fueron citados por el ente investigador los magistrados Angelino Lizcano, Ovidio Claros, Julia Emma Garzón, Herny Villarraga, Pedro Alonso Sanabria y Martha Patricia Ramos. 

Además fueron solicitadas las declaraciones de seis magistrados de la Sala Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura y dos extogados en el proceso que se adelanta contra Olarte por presuntamente haber incurrido en adulteraciones de las actas para el nombramiento de 7 magistrados, falsificando para esto las actas de las sesiones privadas incluyendo nombres de personas que no habían sido presentados ni votados en dichas sesiones.

En total la Fiscalía General citó a 40 testigos y un centenar de pruebas documentales con los cuales se busca demostrar que se presentaron irregularidades en la firma de las actas con las cuales fueron nombrados en su cargo un grupo de magistrados auxiliares.

“Fue un error humano”

El pasado ocho de mayo, en una rueda de prensa, la funcionaria fue clara en afirmar que dichos documentos no fueron falsificados ni nada por el estilo, y que todo se trató de un “error humano”, hecho por el cual no se puede prejuzgar y condenar a las personas.

“No hay falsedad en las actas, no hay espacios en blancos, no hay decisiones que se hayan tomados contrarias a la voluntad de la sala o que se le hayan escondido a la sala disciplinaria o algún magistrado”, precisó Olarte en dicha oportunidad.

En este caso preciso de la sesión en la cual se aceptó la renuncia del magistrado Iván Casanova Moreno, la secretaria disciplinaria indicó que el error fue de “transcripción” al no anotar que su reemplazo iba a ser Teresa Isabel Tovar.

En este sentido explicó que a dicha sesión si fueron siete magistrados, incluida la magistrada María Mercedes López, quien denunció estas presuntas irregularidades ante la Fiscalía General de la Nación.
 

397803

2013-01-21T12:46:31-05:00

article

2013-07-26T23:04:53-05:00

none

Judicial

Excandidata a cargo de Procuradora General sería testigo en "carrusel de las pensiones"

88

3479

3567