Excongresista Dixon Ferney Tapasco sale de La Picota

El exrepresentante por Caldas había sido condenado por vínculos con paramilitares. A su salida del centro de reclusión dijo que no volverá por ahora a la política.

Tras permanecer detenido durante tres años, recuperó su libertad el condenado exrepresentante a la Cámara por Caldas, Dixon Ferney Tapasco, quien pagaba una pena de siete años y medio de cárcel por parapolítica.

El excongresista fue hallado culpable del delito de concierto para delinquir agravado, derivado de alianza que, según la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia, mantuvo con el Bloque Central Bolívar de las Autodefensas.

Para la Corporación fue evidente el respaldo que le ofreció el excomandante del grupo armado ilegal Iván Roberto Duque, alias ‘Ernesto Báez’, de cara a sus aspiraciones electorales en 2002, y de ahí que no solo le impusiera una sanción penal sino una pecuniaria de más de 3.300 millones de pesos, entonces equivalentes a la suma de 6.500 salarios mínimos mensuales vigentes.

La Corte otorgó credibilidad al testimonio del desmovilizado, quien dio cuenta de la reunión que tuvo con el dirigente en Pácora, Caldas, donde se produjo el surgimiento de la alianza político pramilitar.

El dirigente y su padre, el exdirector del liberalismo en Caldas Fracnciso Tapasco, fueron llamados a indagatoria por el asesinato del periodista Orlando Sierra, subdirector del diario La Patria.

La Sala Penal había compulsado copias a la Fiscalía, al considerar que era posible su responsabilidad en el homicidio del comunicador, quien pereció victima de un atentado el 30 de septiembre de 2002 en la capital caldense.

Aún así, este martes en la noche el excongresista salió de la cárcel La Picota, en Bogotá, por pena cumplida una vez sumadas las rebajas con las que se favoreció. A su salida del penal, anunció que por ahora no tiene intenciones de reincorporarse a la política.