Excongresista Yidis Medina solicitó reparación económica a la exdirectora del DAS

Esto por los daños y perjuicios que sufrió por la persecución adelantada por agentes del organismo de inteligencia.

Ante la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia la excongresista Yidis Medina Padilla solicitó que se fije el incidente de reparación en contra de la exdirectora del DAS, María del Pilar Hurtado Afanador y el exsecretario general de la Presidencia, Bernardo Moreno Villegas condenados por su participación en las ‘chuzadas’.

La exrepresentante a la Cámara argumentó su petición en los daños morales y los perjuicios económicos que sufrió por el montaje adelantado en su contra por agentes del DAS, los cuales fueron ordenados y conocidos por los dos exfuncionarios quienes fueron sentenciados en abril del presente año.

Con estas acciones, manifestó Medina, se afectó su buen nombre ya que fue señalada de tener nexos con el Ejército de Liberación Nacional (ELN), además de crear pruebas para vincularla con un secuestro cometido por dicho grupo subversivo en Barranca (Santander) por lo que estuvo privada de su libertad.

Por esto solicita además que en un medio de comunicación de circulación nacional se publique una retractación pública por parte de los dos exfuncinarios para salvaguardar su buen nombre e integridad, reconociendo que ella nunca tuvo relación con los hechos por los que fue señalada.

En el daño moral y emergente la excongresista solicita que se extienda a sus padres y tres hijos menores de edad, debido a los daños que sufrieron por el montaje que se conformó en su contra y por el cual estuvo alejada de ellos privada de su libertad en un centro carcelaria.

El próximo 26 de octubre la Corte Suprema deberá definir si acepta o no la petición de 566 millones de pesos establecidos en el incidente de reparación. María del Pilar Hurtado fue condenada a 14 años de prisión, mientras que Bernardo Moreno fue sentenciado a ocho años de detención domiciliaria.

El pasado 26 de julio la exdirectora del DAS, quien se encuentra privada de su libertad en la Escuela de Carabineros, fue hospitalizada en una clínica de la capital de la República por una complicación renal.