Exigen celeridad en investigaciones por 'manipulación de procesos'

La Corte Suprema de Justicia manifestó que se deben identificar a todas los funcionarios judiciales inmersos en esta "red de corrupción".

La Corte Suprema de Justicia le hizo un llamado a las autoridades judiciales y disciplinarias para que adelanten de manera rápida y efectiva las investigaciones por las presunta manipulación y direccionamiento de procesos en el complejo judicial de Paloquemao.

El alto tribunal le pidió a las autoridades competentes para que profundicen y establezcan todos los hechos que han rodeado las denuncias de corrupción en el trámite de procesos y manipulación ilegal del sistema de reparto para beneficiar a un grupo de procesados a cambio de una suma de dinero.

Por medio de un comunicado de prensa, la Corte Suprema deploró estos hechos de corrupción protagonizados por servidores judiciales, "quienes son los primeros obligados a acatar y garantizar el respeto al ordenamiento jurídico".

"En aras de evitar señalamientos generalizados que afecten la legitimidad del poder judicial y el buen nombre de miles de abnegados trabajadores de la justicia, es urgente que la Fiscalía General de la Nación lleve estas pesquisas hasta las últimas consecuencias y, de ser necesario, las extienda a las regionales sobre las cuales exista manto de duda", precisó.

En este caso se indica que es menester individualizar a los responsables con el fin de llegar hasta las últimas consecuencias procesales.  "La Corte Suprema de Justicia comprende la indignación pública frente a esta clase de episodios, pero pide confianza en la labor, compromiso, entrega y profesionalismo de los integrantes del sistema judicial, en quienes radica la misión de esclarecer y sancionar este tipo de hechos cuando se presentan, para tranquilidad de los colombianos", indicó. 

En la tarde de este lunes el juez 52 de garantías definirá si cobija o no con medida de aseguramiento a los 11 funcionarios judiciales, quien fueron capturados en la mañana del pasado jueves por agentes del CTI de la Fiscalía y la Dijín.

En su argumentación se indicó que los indiciados representan un peligro para la sociedad, pueden obstruir la justicia y se corre el riesgo que no comparezcan a las audiencias.