Fallo de la CorteIDH será incluido en investigaciones contra militares por caso del Palacio

Así lo anunció el fiscal General, Eduardo Montealegre.

Archivo ElEspectador.com

El fiscal General, Eduardo Montealegre Lynnet manifestó que se respeta y acata el fallo emitido por la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) en contra del Estado colombiano por los hechos que rodearon la desaparición de 11 personas durante la operación de recuperación del Palacio de Justicia los días 6 y 7 de noviembre de 1985.

“El fallo de la Corte Interamericana sí será incorporado a las investigaciones que este momento adelanta la Fiscalía General de la Nación. Haremos una lectura minuciosa del fallo y lo incorporaremos como elemento de las indagaciones en curso”, precisó Montealegre Lynnet la hacer referencia al fallo de 212 páginas emitido el pasado miércoles. 

Sin embargo el jefe investigador fue reiterativo en indicar que la condena del tribunal internacional no puede aplicarse como un juicio de responsabilidad individual en materia penal para los militares que actualmente se están siendo investigados por el abuso de autoridad y la desaparición de un grupo de personas que salieron con vida de la edificación.

“El hecho de que se haya condenado al Estado colombiano por la desaparición de personas en la tema del Palacio de Justicia no implica que automáticamente tengamos que hacer juicios de responsabilidad individual en materia penal para los generales que están siendo investigados y procesados por los hechos”, explicó.

En este sentido aseguró que cuando se condena a un Estado es debido a la existencia de fallas estructurales en la administración de justicia en la protección de los derechos humanos. “Cuando el sistema interamericano condena al Estado colombiano no hace juicios de responsabilidad individual, no puede entenderse como una condena de orden particular y personal”.

Finalmente aseguró que en el extenso fallo se derivan varias obligaciones a la Fiscalía General y el Estado colombiano en materia de investigaciones y la reparación de los familiares de las víctimas.