Farc denuncian detención arbitraria de miliciano en el Catatumbo

A través de un comunicado, jefes de esa insurgencia que se preconcentran en la zona campamentaria califican el hecho como una violación al cese al fuego y de hostilidades.

En un documento conocido por El Espectador y firmado por altos mandos de las Farc que se preagrupan en la vereda La Esperanza del municipio de San Calixto (Norte de Santander), la guerrilla denunció la retención –por parte del Ejército y la Policía– de un subversivo en la zona del Catatumbo.

Según el texto que le fue entregado a este periódico, la detención –que calificaron como arbitraria y que se registró en el barrio San Rafael del municipio de El Tarra– afecta de manera importante el normal avance del proceso de cese al fuego y hostilidades y dejación de armas, que se viene realizando en el marco del proceso de paz entre el Gobierno Nacional y esa organización.

Los hechos, aseguró el comandante ‘Toledo’, líder guerrillero del frente 33 de las Farc, se presentaron el pasado 23 de diciembre sobre las 4:30 de la mañana, cuando unidades del Ejército y Policía allanaron la casa en la que se encontraba el individuo, identificado como Héctor Manuel Campos Campos.

“Los testigos presenciales del hecho afirman que, durante el procedimiento, (los unifromados) actuaron de manera agresiva con los habitantes de la casa, y colocaron una granada entre ropas que estaban para lavar (…) sindicaron a Héctor Manuel Campos de la posesión de esta granada”, denunció el líder guerrillero.

De acuerdo con ‘Toledo’, se trata de una acción de la Fuerza Pública dirigida a uno de sus integrantes que viola las reglas establecidas para el desarrollo del proceso. Sin embargo, el mando insurgente va más allá. Reclama por la falta de presencia de los organismos internacionales y gubernamentales encargados de hacer monitoreo y verificación.

“La situación se ve agravada por la ausencia total en el área de personal de los componentes internacional y de Gobierno, del mecanismo de monitoreo y verificación local, para que las correspondientes verificaciones se puedan realizar con la debida celeridad y se puedan ejecutar las actividades propias del proceso, y por la lentitud del proceso de conformación de la Zona Veredal Temporal de Normalización ZVTN”, manifiesta ‘Toledo’.

Por ello, el líder guerrillero insta a que se tomen acciones para aclarar la situación ocurrida con el miliciano, quien –advierte– no se encontraba adelantando ninguna acción de guerra o ilegal “como se quiso mostrar por parte de la Fuerza Pública que adelantó el operativo”.

“El protocolo de reglas que rigen el cese al fuego y de hostilidades bilateral y definitivo y dejación de las armas en su numeral 3 (que hace referencia a las actividades que el Gobierno se compromete a no realizar), a la letra dice: Diseñar, planear y ejecutar operaciones de acción ofensiva contra los integrantes de las Farc que se encuentren en cumplimiento del acuerdo”, precisó alias ‘Toledo’.