"Las Farc posan como pacifistas, pero masacran en nombre de la paz": Procurador General

El jefe del Ministerio Público reiteró que en las actuales negociaciones no se pueden desconocer los derechos de las víctimas del conflicto armado.

El procurador General, Alejandro Ordóñez Maldonado aseguró que la güerilla de las Farc no cumplió con el acuerdo de cese bilateral al fuego, abusando así de la confianza del Gobierno en el marco de las negociaciones de paz que se adelanta con dicho grupo subversivo en La Habana (Cuba).

“El desescalamiento del conflicto fue aprovechado por las Farc para engañar al presidente y continuar con las acciones contra las Fuerzas Militares y la población civil, incluso en estos meses se han incrementado”, precisó.

El jefe del Ministerio Público recordó que con el secuestro del general Rubén Dario Alzate se suspendieron de manera indefinida los diálogos con paz a finales del año pasado, qué pasará con el crimen de los 11 soldados del batallón ubicado en el municipio de Buenos Aires (Cauca).

“Las Farc juegan a parecer comprometidas con la paz, pero pretenden pisotear a las víctimas”, precisó el Procurador General, quien en su intervención reiteró que dicho grupo armado ilegal están “masacrando” en nombre de la paz.

“Pensamos que se debe hacer lo posible para lograr que las Farc desaparezcan definitivamente como aparato armado”, señaló Ordóñez, quien le hizo varias observaciones al presidente de la República, Juan Manuel Santos sobre la forme en cómo ha tratado los más recientes hechos.

“No puede ser que el presidente, que dialoga con las Farc, se niegue a dialogar cara a cara con quienes critican el proceso de paz”. En este punto planteó nuevamente el Pacto por la Paz que busca blindar los acuerdos firmados de la impunidad y desconocimiento de los derechos de las víctimas y parte civil.

La reparación a las víctimas

Durante su intervención, el Procurador General señaló que más allá de las penas privativas de la libertad que se deben emitir en contra de los máximos comandantes de las Farc por su responsabilidad en crímenes de guerra, lesa humanidad y genocidios, se debe firmar un compromiso para la reparación de las víctimas.

”Un acuerdo de paz solo será legitimo si se respetan los derechos de las víctimas. Si en verdad hay verdad, hay justicia”, explicó Ordóñez, quien en repetidas oportunidades ha rechazado la propuesta para que los comandantes guerrilleros paguen con penas alternativas su participación y responsabilidad en las violaciones a los derechos humanos durante el conflicto armado.

“El Estado tiene responsabilidad en reparación, pero perpetradores deben hacerlo con dinero producto de su actividad criminal (….) Confunden reparación integral –en referencia al Gobierno- con indemnización. Reparación debe ser para transformación, no una pagaduría”, señaló desde Medellín.

En este sentido aseguró que el punto de la reparación integral es fundamental para blindar este proceso contra la impunidad. “La justicia no es sólo cárcel”, señaló al asegurar que si no existe un compromiso para reparar a las víctimas las medidas privativas de la libertad no servirán para nada.