Fiscalía busca armas perdidas en armería del Ejército

El ente comenzó el conteo de las armas en custodia de la Tercera Brigada de Cali.

Fusiles decomisados por el Ejército en un operativo contra las bacrim.Archivo El Espectador

Tras las denuncias sobre la supuesta desaparición de varias armas incautadas por la Tercera Brigada del Ejército, el CTI de la Fiscalía comenzó una minuciosa inspección para determinar si los registros corresponden con el inventario físico.

El ente de control ingresó desde el martes a la armería para iniciar el conteo de aproximadamente 16.000 armas de todo tipo, decomisadas en varios operativos y que se encuentran en custodia de esa unidad militar.

Así mismo, un fiscal de la Unidad Anticorrupción de Cali adelanta una investigación por la pérdida de armas en este depósito, luego de que un ciudadano que solicitaba la entrega de su arma personal, previa orden de autoridad competente, el Ejército le informó que había desaparecido.

Así mismo, el Juzgado de Instrucción Penal Militar n. 50, requirió mediante orden judicial un peritaje a unas armas en custodia, diligencia que no se llevó a cabo por el mismo motivo, la desaparición de las armas de fuego.

Luego de que estallara este escándalo, el comandante de la Tercera Brigada, general Carlos Rojas, señaló que desde hace un año aproximadamente, se venía realizando un seguimiento por presuntos indicios e irregularidades en el manejo y control de las armas en custodia.

Estas investigaciones que se encuentran en etapa de instrucción fueron aperturadas en el año 2013. Además mediante labores de contrainteligencia se logró la captura en flagrancia de una mujer adulta, quien en el momento de su aprehensión llevaba adherido a su cuerpo 7 armas cortas, la cual fue puesta a disposición de la Fiscalía de Cali”, agregó el alto oficial.

El general Rojas anunció además el cierre del almacén de evidencias y sostuvo que ya se relevó del cargo a los dos suboficiales que custodiaban el lugar.
 

Temas relacionados