Fiscalía determinó que caso de niños abusados en Ciudad Bolívar fue un montaje

El ente investigador estableció que no se presentó violación ni participación de sectas satánicas en este caso.

Después de la práctica de pruebas, la Fiscalía General determinó que los cuatro menores de edad presuntamente abusados y maltratados fñisicamente por sus padres en el barrio La Granja, en la localidad de Ciudad Bolívar, en diciembre de 2014 fue un montaje.

Según se pudo establecer, los hechos se presentaron por una falsa denuncia radicada por el dueño de la vivienda en la que habitaban los padres y los cuatro menores de edad. El Instituto de Medicina Legal pudo establecer que no existió abuso sexual. (Ver Aberrante caso de maltrato y abuso a niños en Ciudad Bolívar)

El testimonio del menor de 10 años fue clave para establecer que el arrendatario, conocido como Luis Eduardo López, adoctrinó a los menores para que acusaran a sus padres de haberlos abusado sexualmente y recibir maltrato físico y emocional.

En este sentido se ordenara que se le practique un examen psiquiátrico a López. Igualmente el ente investigador le solicitará a un juez de conocimiento que revoque la medida de aseguramiento emitida en contra de los dos padres en diciembre del año pasado y precluya la investigación que se adelantó en su contra.

El director del sistema penal acusatorio, Camilo Burbano aseguró que los niños fueron sometidos a una especie de adoctrinamiento con un tinte religioso que implicaba que la persona que interpuso la denuncia les decía que debía decir eso, que ellos eran parte de una secta satánica. Les dijo que era un enviado de Dios que podía ver todo lo que ellos pensaban y decían, que si ellos no decían esto Dios los iba a castigar". 

En la investigación se pudo determinar que el casero los obligó a decirles a las autoridades que habían sido vñictimas de violencia sexual, para esto los adoctrinó con golpes semanas antes de la denuncia de los hechos. Ante esto la Fiscalía General les imputará los delitos de dalsa denuncia y lesiones personales a los menores de edad. 

Sin embargo, hasta el momento no se han podido establecer los móviles de esta acción. Pese a que en un momento los menores y los padres aseguraron en sus interrogatorios que sí habían tenido responsabilidad en los hechos materia de investigación, luego se pudo establecer que sus versiones se presentaron por presiones del líder de una comunidad cristiana. 

El pasado 19 de diciembre un juez de función de garantías envió a la cárcel a los dos jóvenes. En la diligencia judicial ambos se declararon inocentes del delito de acceso carnal agravado con menor de 14 años que les imputó la Fiscalía General. (Ver Mininterior anunció evaluación a prisión perpetua para abusadores de niños)

Según las autoridades, los padres torturaron y abusaron de los cuatro menores de 11, 12 y 13 años, así como a la bebé de 17 meses. Actualmente los niños se encuentran bajo la protección del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF). (Ver Escalofriante confesión de joven que habría abusado de cuatro menores en Ciudad Bolívar)