Fiscalía imputará cargos a dos miembros de la Policía por 'caso hacker'

Habrían recibido y entregado información privilegiada relacionada con personas vinculadas al proceso de paz que se adelanta entre el Gobierno y la guerrilla de las Farc.

En el marco de la próxima semana la Fiscalía General citará a audiencia de imputación de cargos y medida de aseguramiento a un teniente y un mayor de la Policía Nacional por sus presuntos vínculos con las actividades ilegales adelantadas por el ‘hacker’ Andrés Fernando Sepúlveda Ardila.

El ente investigador cuenta con elementos materiales probatorios para vincular a un exjefe del servicio de policía judicial Sijín y un de la unidad antiterrorismo. Los oficiales fueron señalados por Sepúlveda Ardila de haber obtenido y entregado información privilegiada sobre los negociadores del proceso de paz.

Según Noticias Caracol, los dos uniformados tendrán que responder pos los delitos de violación ilícita de comunicaciones, cohecho y peculado por apropiación. Esto porque en sus encuentros con el ‘hacker’ habrían entregado altas sumas de dinero con el fin de recopilar datos sobre la vida de varios de los negociadores de las Farc.

Se ha podido establecer además que en sus declaraciones ante la Fiscalía General –en el marco del proceso de proceso de colaboración que firmó el experto en informática dentro del preacuerdo- señaló a los dos oficiales de la Policía de haber recibido esta información. Por estos mismos hechos actualmente son procesados cuatro integrantes de la Dijín y de la Dirección Nacional de Inteligencia.

En la firma del preacuerdo, el ‘hacker’ –quien aceptó su participación en cinco delitos- manifestó que varios miembros de la Policía habían recibido información y datos privilegiados sobre los negociadores de La Habana. Para esto se hackearon las cuentas de correos electrónicos y se implementó un software malicioso para tener acceso a la misma.

Un grupo de policías recibía y analizaba esta información desde la Sala Andrómeda, que operaba en un restaurante fachada ubicada en el sector de Galerías, para hacer tareas de inteligencia. Igualmente le habrían entregado un programa para atacar en las redes sociales la campaña presidencial de Juan Manuel Santos y sabotear el proceso de paz.

El pasado 13 de febrero, un juez de conocimiento avaló el preacuerdo firmado entre el 'hacker' y la Fiscalía General. En el documento el experto en informática se comprometió a colaborar con la entrega de información sobre personas relacionadas con sus actividades ilegales entre las que se encuentran policías, funcionarios de inteligencia y miembros del Centro Democrático y la campaña presidencial de Óscar Iván Zuluaga.