Fracasa por segunda oportunidad imputación de cargos contra Luis Alfonso Hoyos

El exasesor espiritual de la campaña presidencial de Óscar Iván Zuluaga ha manifestado su deseo de estar presente vía teleconferencia en la diligencia judicial.

Por no contar con los medios técnicos el juez 39 de control de garantías canceló la diligencia judicial que se tenía programada para la mañana de este miércoles en la cual la Fiscalía General le iba a imputar cinco delitos a Luis Alfonso Hoyos Aristizábal por su presunta participación y conocimiento en la obtención de información privilegiada de los negociadores de las Farc en el proceso de paz que se adelanta con el Gobierno.

La defensa del exasesor espiritual dejó una constancia en la que manifestó que Hoyos Aristizábal se quería hacer presente en la diligencia judicial vía teleconferencia. El juez llamó la atención frente a esta situación y dio por finalizada la audiencia, sin siquiera haberla instalado, hecho que generó molestía en el fiscal del caso quien se vio forzado a radicar nuevamente la solicitud ante el Centro de Servicios del Complejo Judicial de Paloquemao. 

El abogado José Gabriel García Rueda, quien representa los intereses del indiciado, aseguró que desde un principio su cliente ha manifestado su deseo de estar presente vía teleconferencia. "Siempre ha dicho que quiere participar, quiere dar todas las explicaciones que le soliciten". Asegura que Hoyos no cuenta con las garantías procesales para estar presente en la audiencia de imputación y solicitud de medida de aseguramiento privativa de su libertad.

"De antemano el Fiscal y el Vicefiscal General ya emitieron una condena pública como responsable de unos delitos y hasta ahora se va a iniciar una investigación", precisó el jurista. Desde febrero del presente año Hoyos Aristizábal se encuentra fuera del país argumentando que el ente investigador le vulneró sus derechos fundalmentales al debido proceso y a la defensa. 

El ente investigador consideró que existen pruebas documentales y testimoniales que permiten inferir la participación de Hoyos para contactar al experto en informática y vincularlo a la campaña presidencial. Esto con el fin que consiguiera información privilegiada para publicarla en las redes sociales y así afectar la imagen de las negociaciones y el presidente-candidato Juan Manuel Santos.

El exsenador de la República deberá responder por los delitos de concierto para delinquir, espionaje, violación de datos personales y uso ilegal de software. Debido a la gravedad de los hechos materia de investigación el ente investigador igualmente solicitará que sea cobijado con medida de aseguramiento. De avalarse dicha petición se pedirá una orden de captura internacional para garantizar su presencia en el juicio.

Y es que Hoyos visitó en una oportunidad la sede del canal RCN con Sepúlveda Ardila para reunirse con el entonces director del noticiero, Rodrigo Pardo para entregarle información delicada de un guerrillero sobre el proceso de paz. Sin embargo, al considerar que no era confiable no fue publicada en dicho medio de comunicación.