Gobierno confía que la próxima semana finalice el paro judicial

El ministro de la Presidencia asegura que no hay razón para mantenerlo.

Archivo

Al insistir en que la justicia está recibiendo todo el apoyo del Gobierno Nacional, el ministro de la Presidencia, Néstor Humberto Martínez, aseguró que “no hay razón para mantener este paro y nosotros confiamos en que de aquí a, máximo, el miércoles, se haya podido llegar a un entendimiento”.

El ministro Martínez se refirió a la versión según la cual el Consejo Superior de la Judicatura habría dicho que el Gobierno los dejó solos en el paro de la Rama Judicial.

“No, realmente eso no es así”, enfatizó el ministro, quien anotó que “el país todo conoce que el Gobierno Nacional le está dando toda clase de apoyos a la Judicatura. Medio billón de pesos para incrementar la nómina del poder judicial y, adicionalmente, tenemos presupuestado recursos para el año entrante de inversión, para poner finalmente al día a la justicia, por cerca de un billón de pesos”.

Insistió en que la Judicatura deberá llegar a unos acuerdos con el sindicato de la rama y para ello anotó que “el acuerdo no puede ser, y así lo entiende el Gobierno, que se haga un incremento adicional a los salarios de los jueces -y en eso está de acuerdo también el Consejo Superior de la Judicatura-, que de aquí al año 2018 sería más del 54 por ciento. No hay ningún otro sector de Colombia que tenga unos incrementos de esta naturaleza”.

La presidenta de la Corporación de Jueces y Magistrados, María del Pilar Arango, ha dicho que como consecuencia del paro judicial el problema de hacinamiento carcelario se ha agravado y que es hora de buscar salidas de urgencia para solucionar la grave situación que se está presentando en las Unidades de Reacción Inmediata (URI) en todo el país.

Para Arango, la dificultad para trasladar a los procesados de las URI a los juzgados y el hecho que algunos de ellos han sido cerrados por los representantes de Asonal Judicial ha colapsado la eficaz administración de justicia en el país.

Ante esta grave situación le hizo un llamado para destrabar estas audiencias de control de garantías que tienen colapsas dichas Unidades, principalmente en la capital de la República, después de dos meses del paro judicial convocado por Asonal.

“La situación de dos meses en paro es alarmante y preocupante y nosotros los jueces queremos trabajar y queremos garantías y lo que vemos es que esto se está convirtiendo en una bomba de tiempo que en cualquier tiempo puede colapsar”, precisó.
 

Temas relacionados