Hotel El Prado de Barranquilla, a manos del Mincomercio

La nueva Ley de Turismo generó cambios en la administración de 34 bienes turísticos que habían sido incautados al narcotráfico.

El objetivo es claro: optimizar el uso de los bienes que tienen finalidad turística para que, además de mejorar la oferta hotelera, se pueda ampliar la capacidad y de esa forma atender la creciente llegada de turistas al país. De eso se encargará, según reza la nueva Ley de Turismo, el ministerio de Comercio, Industria y Turismo, al momento de asumir el control de 12 bienes con vocación turística con extinción de dominio y otros 22 incautados y que hasta ahora eran administrados por la Dirección Nacional de Estupefacientes. 

El encargado será el Fondo Nacional de Turismo, entidad adscrita el mincomercio, y entre los hoteles que aparecen en la lista está el Hotel del Prado, en Barranquilla; Cabañas Costa Azul, en Santa Marta; Hotel Torreón, en Pereira; Hotel Internacional Sunrise Beach, en San Andrés; Hotel Maryland, en San Andrés; Hotel Marazul, en San Andrés; Apartahoteles Miramar 1 y Miramar 2, en San Andrés; Hotel Plaza Crillón, en Melgar – Tolima; Hotel La Gran Manzana, en Melgar – Tolima; un inmueble edificio ubicado en Bogotá y tres lotes que suman 52.500 metros cuadrados en San Andrés.

“Desde el año pasado el Gobierno venía manifestando su preocupación por el manejo de estos bienes y su deterioro, y en lugar de ser un atractivo turístico, se estaban convirtiendo en un factor negativo. Por eso, la administración de estas propiedades a cargo del Fondo Nacional de Turismo (actual Fondo de Promoción Turística), y la supervisión de este Ministerio, permitirá que sean manejadas por quienes conocen sobre el tema o sean vendidos bajo su valor real a diversos inversionistas”, explicó Sergio Díaz-Granados, ministro de Comercio, Industria y Turismo. Recalcó que la medida permitirá una optimización en el uso de estas propiedades llevando así a una mejoría de la oferta hotelera en Colombia.

De acuerdo con la nueva Ley, “los bienes inmuebles con vocación turística incautados o que les fuere extinguido el dominio debido a su vinculación con procesos por delitos de narcotráfico, serán administrados o enajenados por el Fondo Nacional de Turismo o la entidad pública que éste contrate”. Oscar Rueda García, viceministro de Turismo, manifestó que también se hará la solicitud la Dirección Nacional de Estupefacientes para que entregue varios lotes en diferentes regiones del país, considerados propiedades importantes para la construcción de hoteles. La idea es destinarlos a “proyectos turísticos y lograr tener en Colombia la infraestructura necesaria para una oferta creciente de habitaciones hoteleras de acuerdo con el propósito de hacer del país un destino de talla mundial”.

En la lista global de propiedades que ahora estará bajo la sombrilla del Mincomercio estarán, también: el Hotel Portón de la 10, en Medellín; Hotel Isla de los Micos, en Leticia – Amazonas; Hotel Parador Ticuna, en Leticia- Amazonas; el lote ubicado al lado del Hotel Parador Ticuna, en Leticia- Amazonas; Hotel Centro Náutico, en Acandí – Chocó; Hotel Alcazar, en Acandí – Chocó; Hotel Chinauta, en Chinauta – Cundinamarca; Hotel El Balverde en Bogotá; Hotel Llanura Real, en Acacías – Meta; Hotel Campestre Las Heliconas, en Quimbaya – Quindío; Gaviotas Fly Hotel & Centro de Convenciones en La Tebaida – Quindío; La Posada Alemana (lote improductivo), en Armenia; Hotel Tres Casitas, en San Andrés; Hotel Aquiarium, en San Andrés; Hotel Los Delfines en San Andrés; Hotel Paramacay, en San Andrés; Hotel Green Moon (lote improductivo), en San Andrés; cinco lotes en San Andrés Islas y uno más en donde estaba ubicado el antiguo Royal Abacoa, en San Andrés; Hotel Los Viñedos de Getsemaní, en La Unión – Valle del Cauca; Hotel Plaza Versalles, en Cali y el Hotel Plaza de las América- en Cali.
 

Temas relacionados