Identifican a ocho personas del bombardeo en Guaviare, “Gentil Duarte” no está

Noticias destacadas de Judicial

Medicina Legal confirmó las identidades de ocho de las diez personas que murieron en el bombardeo realizado en Calamar (Guaviare) el pasado 2 de marzo. Se confirma que allí estaba una joven de 16 años; Gentil Duarte no figura aún.

El Instituto de Medicina Legal acaba de confirmar las identificaciones de ocho de las diez personas que fallecieron el pasado 2 de marzo en zona rural de Calamar (Guaviare), durante un bombardeo de las Fuerzas Militares. El ataque, según ha explicado el ministro de Defensa, Diego Molano, se ejecutó porque información de inteligencia señalaba que en ese campamento se encontraba Miguel Botache Santillana, alias Gentil Duarte, uno de los mayores jefes de disidencias de las Farc. El listado que envió Medicina Legal muestra, sin embargo, no incluye ese nombre. (“Mis expresiones se deben a la realidad de la guerra”: Diego Molano, ministro de Defensa)

Según Medicina Legal, estas son las personas cuyos restos fueron identificados ya y sus respectivas edades. Son cuatro mujeres y cuatro hombres. Solo uno tenía 30 años, de resto, ninguno pasaba de los 25 años. La entidad indicó que convoca a los familiares de estas personas para que se acerquen a su sede en Villavicencio (Meta) a adelantar los trámites para que les entreguen los cuerpos y confirmó “las labores científicas continuarán para establecer la identidad de los otros dos cuerpos que reposan en el Instituto”.

1. Sebastián Andrés Varón Rojas, 23 años.

2. Jhonatan Sánchez Zambrano, 19 años.

3. Mujer adolescente de 16 años.

4. Alexandra Restrepo Tovar, 25 años.

5. Yesenia Lorena Joven Vargas, 23 años.

6. Luisa Fernanda Felantana Quichoya, 19 años.

7. Harrison Prada Cortés, 20 años.

8. Manuel Vanegas Vásquez, 30 años.

En entrevista con este diario, publicada en la edición dominical del pasado 14 de marzo, el ministro de Defensa Diego Molano aseguró que la razón del bombardeo fue información de inteligencia de la fuerza pública, que ubicó a Gentil Duarte en el campamento afectado. De acuerdo con el Ejército, se trataba de un campamento de disidencias de las Farc y Gentil Duarte, quien tiene hasta orden de Interpol en su contra, estaba allí.

Duarte estuvo en las Farc por más de tres décadas, pero en 2016, tras darle la espalda al Acuerdo de Paz y convertirse en disidente, se volvió un objetivo militar relevante y uno de los hombres más buscados del país. Su zona de operación es principalmente el Guaviare y Meta, departamentos que conoció al dedillo durante su tiempo en las Farc, y la fuerza pública cree además que está a cargo de rutas de narcotráfico en esa región cuyo destino es Venezuela.

El bombardeo dirigido a Gentil Duarte terminó en un intenso debate por la posible presencia de menores de edad en el campamento, pues se llegó a hablar de hasta tres adolescentes en el lugar, dato que Medicina Legal no ha confirmado aún -en su reporte de hoy solo habla de una joven de 16 años-. El ministro Molano, a capa y espada, ha defendido la decisión militar que se tomó el pasado 2 de marzo; expertos en Derecho Internacional Humanitario consultados por este diario y por otros medios han cuestionado duramente el procedimiento.

Este episodio, además, trajo de vuelta una controversia que el país ya ha tenido antes sin que se lleguen a acuerdos claros. En agosto del año pasado, en un bombardeo militar en el que murió el jefe disidente Gildardo Cucho, fallecieron también ocho menores de edad. El tema se supo porque quien lo reveló fue el senador Roy Barreras en el Congreso, la Fiscalía confirmó la presencia de ocho adolescentes en el lugar y el asunto escaló hasta la renuncia del entonces ministro de Defensa, Guillermo Botero.

Comparte en redes: