Implicados en venta irregular de tierras en Cartagena seguirán en la cárcel

Debido a la gravedad de los delitos y a la posibilidad de que puedan obstruir a la justicia.

Al considerar que pueden obstruir a la justicia o evadir la acción de las autoridades, la juez 39 de conocimiento de Bogotá rechazó la apelación presentada por la defensa de seis personas implicadas en la venta de tierras irregular en Cartagena, que en un principio estaban destinados a la reparación de un grupo de personas que resultaron afectadas por la Corporación Eléctrica de la Costa Atlántica, Corelca.

Según la decisión de la juez, la gravedad de los cuatro delitos imputados por la Fiscalía a estas personas impide que se les otorgue una libertad o una detención domiciliaria.

Durante la audiencia de imputación de cargos el fiscal 13 de la Unidad Especializada de delitos contra la administración pública fue claro en manifestar que este predio de 51.4 hectáreas ubicado en la vía que une al Mamonal con Cartagena fueron vendidos de manera irregular con la complicidad de un juez de la capital de Bolívar, con la aprobación de un notario, una registradora y un grupo de abogados, afectando los intereses de Corelca y de las personas que iban a ser reubicadas.

Sin embargo, la gravedad de este asunto aumenta, puesto que desde 2009, cuando directivas de la Corporación Eléctrica hicieron las primeras denuncias sobre irregularidades procesales para que estas 64 personas fueran reparadas materialmente después de sufrir las consecuencias de la instalación de un cable de alta tensión cerca de sus casas.

Entre los sindicados por este hechos se encuentran el notario décimo de Barranquilla, Álvaro Ariza; la registradora de Instrumento Públicos de Cartagena, Emilia Fadul; el juez primero promiscuo de Monpox, Orlando Puello; el particular, Luis Alberto Ballesteros; el abogado Argemiro Lafont Díaz y el exgerente de Corelca, Julio Alberto Mendoza.

Estas personas tendrá que responder por los delitos de concierto para delinquir, falsedad del documento público, prevaricato por acción, peculado por apropiación.

El caso

De acuerdo con los hechos la Corelca en 1988 amplió sus redes eléctricas, en Bolívar en varios municipios entre los que se destaca Mompox, por tal razón se impuso una servidumbre legal consistente en la conducción de energía eléctrica de alta tensión,sobre predios de personas particulares, sin acudir a los procesos judiciales necesarios, ni indemnizando a los dueños y poseedores o tenedores de predios.

El juzgado 1° Promiscuo de Mompox, en 2009 falló 13 procesos en los que 63 personas en calidad de dueños de los predios demandaron a Corelca. El valor de las condenas asciendió a 14 mil millones de pesos aproximadamente, la empresa ofreció en pago un lote de terreno que había sido embargado en estos procesos, denominado Mamonal, ubicado en el sector de Cospique de Cartagena, cuyo valor catastral para el 2009, era de 18 mil millones de pesos.

Al parecer, tanto el juez, como el abogado, el notario, el exgerente de Corelca, los particulares y la Registradora de Instrumentos Públicos se concertaron para apropiarse del bien, e incurrieron en prevaricato, falsedad en documento público , y estafas a los campesinos beneficiarios de las condenas de la empresa
A la fecha, el predio que tiene una extensión de 51 hectáreas está avaluado en 270 mil millones, aproximadamente. 

Temas relacionados