Incautan 988 celulares en cárceles que serían utilizados para llamadas extorsivas

Noticias destacadas de Judicial

En caletas, escondidas hasta debajo del cemento, internos de 32 cárceles guardaban de manera irregular celulares que, al parecer, utilizaban para cometer delitos.

Desde la cárcel, internos de 32 centros de reclusión del país estarían realizando llamadas extorsivas con celulares que ocultaban en caletas. Esa es una de las conclusiones de un operativo conjunto entre el Inpec, la Fiscalía y el Gaula de la Policía que buscaba desmantelar esquemas de extorsión en el país y que llevó a la captura de 248 personas.

(Lea también: Las extorsiones que realizaron las Farc para financiar la guerra)

Según dieron a conocer las autoridades, se allanaron 32 cárceles en total, entre las que estaban: La Picota, en Bogotá; Pedregal, en Medellín; La Vega, en Sucre; Tramacúa y Judicial, en Cesar; La Pola, en Guaduas (Cundinamarca); La Rivera, en Huila; Picaleña, en Tolima; Heliconias, en Caquetá, entre otras. Allí, dijo la Policía, encontraron “depósitos creados bajo el concreto del suelo o dentro de estructuras como paredes donde algunos internos ocultaban celulares y elementos como baterías, cargadores, módems, tarjetas MicroSD, incluso, estupefacientes”.

Al final, se incautaron 988 celulares, 878 simcard, 42 microSD, 104 memorias usb, 11 módem de wifi, 285 cargadores de celular y 764 armas blancas, que los supuestos extorsionadores utilizaban. En total se capturaron a 248 personas y ya se realizaron 12 imputaciones de cargos al interior de las cárceles por cargos como extorsión, secuestro u otros delitos relacionados. 

(Le puede interesar: Así extorsionan desde la cárcel)

Las autoridades revelaron casos como El de la cárcel La Ternera, en Bolívar, donde se encontró una de las caletas para guardar dispositivos no permitidos al interior de la cárcel debajo de una cancha de microfútbol de cemento. “Fue necesaria la utilización de herramientas propias de la construcción para dejar al descubierto esta estrategia criminal”, señaló la Policía.

Asimismo, en Cómbita (Boyacá), a una celda le levantaron todo el suelo para esconder los celulares: “En ese espacio inferior, los uniformados encontraron celulares y cargadores envueltos en medias y enterrados en medio de la greda y el barro, todo oculto bajo el enorme bloque de cemento”.

Comparte en redes: