Investigaciones preliminares de la Procuraduría contra el general Martínez

El Ministerio Público adelanta una indagación contra el oficial por presuntos vínculos con grupos paramilitares. La apertura se hizo por solicitud del mismo ecxcomandante de la Policía de Bogotá.

Archivo El Espectador

Actualmente la Procuraduría General adelanta cuatro investigaciones preliminares en contra del excomandante de la Policía de Bogotá, general Luis Eduardo Martínez, cuyo nombre ha figurado en titulares de prensa en los últimos días después que en el Senado de la República se determinara que todos los miembros de la Comisión Segunda iban a presentar una ponencia en este caso.

El Ministerio Público adelanta una investigación preliminar contra el general de la Policía por sus presuntos nexos con excomandantes paramilitares. La apertura de la misma se hizo por solicitud del mismo general Martínez quien manifestó la necesidad de que se investigarán los señalamientos hechos en su contra.

El oficial en retiro fue señalado por los excomandantes paramilitares Salvatore Mancuso Gómez y Carlos Mario Jiménez, alias ‘Macaco’ –quienes se encuentran privados de su libertad en cárceles de Estados Unidos- de tener vínculos con la denominada Oficina de Envigado y el Cartel de Medellín. La Procuraduría busca establecer si existe o no méritos para abrir una investigación disciplinaria formal en su contra.

Igualmente el alto oficial habría sido señalado por el exjefe de seguridad de la Presidencia de la República, general (r) Mauricio Santoyo –condenado tras aceptar cargos por narcotráfico ante una Corte de los Estados Unidos- de tener relación o conocimiento de las actividades ilegales adelantadas por grupos armados ilegales en Colombia.

En la declaración recopilada se señala al general de tener vinculos con integrantes de grupos narcotráficantes con nexos con el Cartel de Medellín. "Los principales testimonios aportados por Santoyo contra el general Martínez dan cuenta de la protección del uniformado a estos sujetos, así como la entrega de información operacional para evadir la acción de las autoridades entre 2007 y 2011", precisa el documento.

Estos hechos se habrían presentado cuando el entonces coronel Martínez estaba en el departamento de Policía de Antioquia y la Metropolitana de Medellín. "La Oficina de Envigado tuvo la protección del general Martínez con el propósito de ser la única organización dominante del Valle de Aburrá", precisa una de las declaraciones que son analizadas actualmente.

Además el extraditado narcotráficante Hernando Gómez Bustamante, alias 'Rasguño' asegró que el oficial era el encargado de "coordinar" acciones relacioandas con el tráfico de drogas. Para esto se contaba con la participación de varios policías que recibían comisiones a cambio de información y omisión de sus funciones.  

El director de la Fiscalía Nacional Especializada de Justicia Transicional, Carlos Fidel Villamil aseguró mediante un documento oficial que actualmente en contra del general Martínez “no aparece registro alguno de compulsas de copias o sindicaciones en su contra, derivadas de versiones o actuaciones adelantadas en Justicia y Paz”.

Las otras indagaciones

Igualmente el órgano de control disciplinario adelanta una investigación contra el general por su presunta participación en los hechos que rodearon las presuntas irregularidades en procesos de contratación cuando fungió como comandante de la Policía de Bogotá para la adquisición de una subestación eléctrica.

Además de las falencias que se presentaron en los convenios contractuales para la rotación de la Región No. 8 de la Policía en Cartagena (Bolívar) en el año 2012. La última investigación tiene relación con las quejas presentadas por malos tratos a sus subalternos.

Por medio de su defensa, el general Martínez ha rechazado cada uno de estos señalamientos. Señalando que las mismas lo único que quieren es hacerle daño por los golpes que ha hecho en contra de bandas criminales, organizaciones ilegales y relacionadas con el tráfico de drogas.