Juez le otorgó prisión domiciliaria a Giorgio Sale

Esto debido a los problemas de salud que ha presentado el empresario italiano en los últimos meses.

El juzgado cuarto penal especializado de Bogotá le otorgó la detención domiciliaria al empresario italiano Giorgio Sale, procesado por su presunta participación en los delitos de lavado de activos, enriquecimiento ilícito y concierto para delinquir.

Esta decisión se tomó al considerar que Sale ha presentado en los últimos meses serios quebrantos de salud, hecho por el cual incluso fue trasladado el primero de octubre a urgencias al Hospital El Tunal, debido a serias complicaciones derivadas por la diabetes que le afecta.

El abogado Isaías Rodríguez, quien defiende los intereses del empresario italiano, aseguró que espera que en los próximos días pueda ser trasladado a su residencia, sin embargo manifestó que todo esto depende del “dictamen de los médicos”.

El empresario italiano es investigado por presuntamente "haber circulado dinero entre Colombia y Europa producto de tráfico de estupefacientes en diferentes modalidades".

De acuerdo con el ente de investigador, las "operaciones ilegales" por medio de las empresas Made in Italy, Vineria Italiana y L'enoteca.

El empresario también fue investigado por sus presuntos vínculos con el extraditado cabecilla paramilitar Salvatore Mancuso.

Dentro del mismo proceso, el fiscal instructor precluyó a Sale la investigación por el delito de tráfico de estupefacientes, teniendo en cuenta que por los mismos hechos cumplió condena en Italia. (Ver El socio de Mancuso)

Sale fue detenido cuando ingresaba al búnker de la Fiscalía General en 2010, tras su regreso de Italia, donde pagó una pena de cuatro años.