Legalizan captura de Policías implicados en caso grafitero

Se trata de un coronel y dos subintendentes de la Policía, quienes estarían relacionados con la posible manipulación y adulteración de la escena del crimen donde murió Diego Felipe Becerra.

 Ante el juez 73 con función de control de garantías fue legalizada la captura de tres uniformados de la Policía, quienes estarían relacionados con la posible manipulación y adulteración de la escena del crimen donde murió el joven grafitero Diego Felipe Becerra el 19 de agosto de 2011.

Se trata de John Harvey Peña, jefe de inteligencia de la Policía en Cali, quien para la época de los hechos era subcomandante de la Estación de la localidad de Suba, al noroccidente de Bogotá, y fue capturado este jueves en la capital del Valle del Cauca. Y de Leandro Zaravanda y Nelson Giovanni Tovar, subintendentes de esa institución quienes fueron capturados en la capital de la República.

Por su parte la abogada Miryam Pachón, quien defiende los intereses de la familia del joven grafitero, denunció que ha recibido amenazas. Por esto, llegó al complejo judicial de Paloquemao escoltada y con chaleco antibalas.

Se prevé que en la tarde de este viernes continúe la diligencia judicial, les imputen los delitos de fraude procesal, porte ilegal de armas y favorecimiento en homicidio y les dicten medida de aseguramiento en centro carcelario.