Libertad condicionada para general (r) Torres

El general (r) Henry Torres Escalante, el primer alto oficial de ese rango en ser llamado a juicio por un caso de ejecución extrajudicial, recobra la libertad.

General (r) Henry Torres Escalante. / Mauricio Alvarado - El Espectador

Detenido desde marzo de 2016 en una guarnición militar de Bogotá, el Cantón Norte, el juez primero penal del Circuito de Yopal ordenó su libertad condicionada siempre y cuando, antes de hacerlo, firme el acta de compromiso para que quede la constancia de que se someterá a las reglas de juego de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP). Es decir, que deberá informar de cualquier cambio de residencia, que no podrá salir del país sin autorización previa y que quedará a disposición de los magistrados de la JEP.

El 28 de marzo de 2016, el general (r) Torres Escalante fue detenido por solicitud de un fiscal delegado ante la Corte Suprema de Justicia. La decisión hacía parte de la investigación por el homicidio de dos campesinos de Casanare en 2007, Daniel Torres Arciniegas y su hijo Roque Torres —menor de edad—, cuando el alto oficial comandaba la Brigada XVI del Ejército. Alrededor de la muerte de los Torres, la Fiscalía indaga el pago de una recompensa posiblemente irregular y además el organismo cuenta con un testigo clave: un subteniente que entre 2011 y 2014 le contó a la justicia que los Torres murieron porque así se planeó desde el inicio, que ellos no iban armados y que los altos mandos de la Brigada sabían todos los detalles.

En agosto de 2016, recién posesionado el fiscal Néstor Humberto Martínez, Torres Escalante fue llamado a juicio. Torres, que en el momento de su arresto era el jefe de Memoria Histórica del Ejército, apeló la acusación y pidió que lo dejaran en libertad; ambas solicitudes fueron negadas. Él, por su parte, se ha declarado inocente.

El 22 de junio de este año, con base en la Ley 1820 de 2016 o Ley de Amnistía, la defensa de Torres solicitó que el proceso contra el general en retiro fuera suspendido hasta que la JEP entrara en funcionamiento. Asímismo, pidió que la medida de aseguramiento contra Torres se reemplazara por una “no restrictiva de la libertad”. Con respecto a lo segundo, les dieron la razón. Con respecto al primero, no: el proceso contra Torres Escalante continúa.