"Me acusaron falsamente": General (r) Suárez Tocarruncho

La Corte Suprema ordenó la libertad inmediata del excomandante de la Quinta División del Ejército absuelto por la Corte Suprema de Justicia por la falsa desmovilización de la compañía Cacica La Gaitana.

José Luis Cubillos / Corte Suprema de Justicia

El general (r) Lelio Fadul Suárez Tocarruncho aseguró que fue víctima de “falsos testigos” en el proceso penal que se le adelantó en la Sala de Casación Penal de la Corte Suprema de Justicia por su presunta participación en la desmovilización de la compañía Cacica La Gaitana de las Farc en marzo de 2006.

El excomandante de la Quinta División del Ejército, con sede en Tolima, aseguró que en el juicio se presentaron diferentes testigos que faltaron a la verdad con el fin de acusarlo directamente con la obtención de armas de fuego y uniformes que les fueron entregados a los 70 “falsos guerrilleros” que hacían parte de esa estructura guerrillera en Alvarado (Tolima).

“El daño es bastante, desafortunadamente hay que manifestarlo, el tema de la salud, de la privación de la libertad, el tema económico, el tema de la imagen porque en mi hogar lo que me enseñaron fue a ser honesto y de un momento a otro aparecer como un delincuente pues es un impacto bastante fuerte”, precisó.

Tras la salida de la lectura del sentido de fallo en su proceso el general en retiro aseguró que se hizo justicia. “La Fiscalía no tuvo elementos materiales durante el juicio para demostrar que yo soy un delincuente”

Suárez Tocarruncho considera que en el juicio se demostró que él no recibió ninguna orden para adelantar la obtención de las armas y uniformes ni tuvo conocimiento directo sobre las irregularidades que mencionó la Fiscalía General en el proceso de desmovilización de la compañía.

“Me acusaron falsamente penalmente, la Procuraduría, la Contraloría, el Estado no lo puede a uno defender”. El excomandante de Inteligencia y Contrainteligencia señaló que ahora no puede entender cómo la Fiscalía lo trató como un delincuente. 

Por una votación de 6 a 3 la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia absolvió al oficial en retiro. En la lectura del sentido del fallo se ordenó su libertad inmediata después de estar cuatro años con medida de aseguramiento en el Cantón Norte de Bogotá.