Niegan demanda contra la Nación por muerte de asistente de Álvaro Gómez Hurtado

La decisión fue tomada por la Sección Tercera del Consejo de Estado.

Este es el carro en el que fue asesinado el 2 de noviembre de 1995 el dirigente conservador Álvaro Gómez./ Archivo
Este es el carro en el que fue asesinado el 2 de noviembre de 1995 el dirigente conservador Álvaro Gómez./ Archivo

La Sección Tercera del Consejo de Estado no aceptó la demanda interpuesta en contra del Ministerio de Defensa por su responsabilidad y participación en la muerte de la persona que acompañaba al excandidato presidencial, Álvaro Gómez Hurtado en el momento en que se registró el atentado en su contra y que acabó con su vida.

El alto tribunal no aceptó los argumentos presentados en la acción judicial en los que se indicaba que en el atentado habían participado miembros del Ejército Nacional, integrantes de un grupo élite que pertenecía a la Brigada XX, basándose para esto en información recopilada por labores de inteligencia y artículos de medios de comunicación.

Sin embargo, el Consejo de Estado indicó que los hechos en los que se basó la demanda quedaron sin fundamento al no lograrse demostrar la alegada participación ni de los agentes identificados por la parte demandante, ni de otros agentes estatales. 

En este sentido se indicó que al revisar las pruebas alegadas se encontró que la Fiscalía investigó y acusó a varios miembros del Ejército por su participación directa o indirecta en los hechos, pero ninguno fue condenado.

“En lo que se refiere a la supuesta utilización de vehículos oficiales, armas de dotación oficial y recursos provenientes del Fondo Rotatorio del Ejército para fines criminales, ninguna prueba obra en el plenario que permita siquiera inferir lo dicho en la demanda”, puntualiza el fallo.

Los hechos se registraron fue asesinado el 2 de noviembre de 1995 en el norte de Bogotá, en cercanías a la Universidad Sergio Arboleda cuando dos sicarios le dispararon en repetidas oportunidades al excandidato presidencial y su asistente.

“Si bien inicialmente se investigó la conducta de algunos miembros de la fuerza pública como presuntos partícipes responsables de los delitos de homicidio agravado en concurso homogéneo, tentativa de homicidio, concierto para delinquir y porte ilegal de armas de uso privativo de las fuerzas armadas (…) todas quedaron desvirtuadas pues finalmente ninguno fue condenado por dichos delitos”, indica la sentencia.
 

Temas relacionados