ONG exige que se haga efectiva captura contra pastor implicado en abuso sexual

Presentarán una denuncia en contra de la coordinadora de servicios del complejo judicial de Paloquemao.

En el curso de este lunes, los abogados de las víctimas presentarán una denuncia penal en contra de la coordinadora de servicios judiciales del complejo judicial de Paloquemao, argumentando que después de dos meses no se ha hecho efectiva la orden de captura emitida por la juez 46 de garantías en contra del pastor Álvaro Gámez,procesado por abusar sexualmente de sus feligreses. (Ver Ordenan captura de pastor implicado en abuso sexual en Pasto)

En la acción judicial se indica que la funcionaria incurrió en los delitos de prevaricato y fraude a resolución judicial, puesto que ha participado en una actitud omisiva para ejecutar una decisión clave para el desarrollo del proceso contra Gámez, quien se encuentra fuera del país desde hace cuatro meses.

En la denuncia presentada por la ONG Corporación Anticorrupción Internacional (Coraci), se aclara que es menester que el centro de servicios diligencie la orden de captura con el fin de que la Fiscalía presente esa acción ante la Interpol para que el pastor comparezca ante las autoridades judiciales.

Igualmente se indica que se le ha presentado una serie de solicitudes a la Fiscalía con el fin de que se tomen acciones para proteger la seguridad e integridad de las mujeres que presentaron las denuncias en contra de Gámez por abuso sexual, puesto que han sido víctimas de amenazas en los últimos meses.

Ante esto indicaron que existe cierto temor sobre una presunta manipulación del proceso por parte de la defensa del pastor si la investigación es trasladada a la ciudad de Bogotá. (Ver En libertad pastor sindicado de abusar de varias de sus feligreses en Pasto)

Este diario denunció el pasado 4 de junio (Ver Un pastor convertido en lobo) que el pastor abusó durante años de las jóvenes del Ministerio Apostólico y Profético Salem, el cual cuenta con cerca de 15 mil fieles en todo el país, cinco mil de ellos en Pasto (Nariño).

De acuerdo con el testimonio de una de las primeras denunciantes, Gámez" lentamente dejaba sin voluntad a sus víctimas y ayudado de otras mujeres, las convertía en sus esclavas sexuales".

El testimonio de quien habría sido durante ocho largos años víctima de Gámez forma parte del material probatorio que le presentó a la Fiscalía el presidente de la Red de Apoyo a Víctimas de Sectas, Héctor Navarro para que procese a Gámez quien, de acuerdo con personas cercanas a la congregación, viajó a Chicago (Estados Unidos) y allí se encontraría.

Entre las pruebas que se le presentaron a la Fiscalía se encuentran dos videos en los que aparece Gámez sosteniendo relaciones sexuales con dos menores de edad mientras, de fondo, se escuchan los cánticos de la congregación.