Pérdida de investidura a congresista que pedía dinero para comunidad religiosa

El represenentante a la Cámara Luis Enrique Salas no podrá acceder nuevamente a un cargo público.

El Consejo de Estado determinó la muerte política al representante a la Cámara por Bogotá, Luis Enrique Salas porque le exigía grandes sumas de dinero a  un grupo de personas con la excusa de ser una contribución a su iglesia de la cual era pastor.

En la decisión del alto tribunal se cataloga la conducta del congresista del Partido de la U como gravísima puesto que le obligó a los miembros de su Unidad Legislativa para que entregaran el diez por ciento de su salario la Comunidad con el fin de financiarla.

Por si fuera poco, también se encontró que Salas también obligaba a trabajar en la iglesia a diferentes personas, incluso en horas laborales.