Policía imputado por homicidio en el 9-S enfrentará su proceso en libertad

Noticias destacadas de Judicial

Se trata del patrullero Andrés Díaz Mercado, investigado por la muerte del joven Germán Smith Puentes. La Fiscalía asegura que le habría disparado en la cabeza la noche del 9 de septiembre de 2020 en cercanías del CAI Rincón en Suba, noroccidente de Bogotá. El policía se declara inocente por homicidio e intentó llevar el caso a la Justicia Penal Militar.

Un juez de control de garantías de Bogotá decretó que el patrullero Andrés Díaz Mercado enfrentará su proceso en libertad, tras ser imputado por la muerte de Germán Smith Puentes, de 25 años, quien perdió la vida tras recibir un disparo en la cabeza en medio de las protestas del 9 de septiembre de 2020 (o 9-S). Puentes, quien era domiciliario, fue impactado en inmediaciones del CAI Rincón, en Suba, cuando decenas de ciudadanos se manifestaban en contra de la muerte bajo custodia policial del abogado Javier Ordóñez, justo en la madrugada de ese mismo día.

En contexto: Imputan por homicidio a policía involucrado en el caos del “9-S” en Bogotá

De acuerdo con el juez de garantías, el patrullero Díaz Mercado no representa un peligro para la sociedad y, además, podrá comparecer a las demás instancias judiciales que se desprendan de su imputación por el delito de homicidio en calidad de dolo eventual. El uniformado, según la Fiscalía, habría accionado su arma de dotación sin la intención de matar, pero sabiendo el daño que podría causar al utilizarla y, además, sería responsable de por lo menos 24 disparos durante la noche de protestas.

La Fiscalía abrió formalmente la investigación por homicidio en contra de Díaz Mercado el pasado 28 de enero, luego de que la defensa del procesado hubiese pedido, en principio, que el expediente cayera en manos de la Justicia Penal Militar. Durante diez días se analizó tal posibilidad, pero al final se determinó que los hechos que se le imputaron al policía no corresponden a un “acto del servicio”.

“La Fiscalía cuenta con diferentes pruebas que pueden inferir la presunta participación del imputado en este caso ocurrido durante las protestas por la muerte de Javier Ordóñez”, agregó la Fiscalía en la audiencia de imputación. De acuerdo con los hechos relevantes descritos por el ente investigador, cámaras de seguridad dan cuenta de que miembros de la Policía respondieron a las manifestaciones con armas de fuego y, además, tras numerosos disparos habría resultado herido Germán Smith Puentes, quien murió minutos después en el Hospital de Suba.

De acuerdo con la investigación, al final de la jornada de trabajo, al patrullero Díaz Mercado le faltaban alrededor de 24 cartuchos, los cuales pudieron haber sido utilizados para disuadir a los manifestantes. Sin embargo, la representante de la víctima fue más allá, pues considera que no se trata de un dolo eventual, sino un dolo directo. Para la abogada, quien representa otras víctimas del 9-S, el policía habría actuado con plena intención de causar el daño.

Lea también: Voces de Verbenal: la tragedia del 9S.

Asimismo, según la representante de la víctima, su posible actuación va en contra de los reglamentos de la Fuerza Pública, pues nadie más que él sabía el daño que causa accionar su arma de dotación. “Ellos tienen una especial condición de garantes de la vida, lo que multiplica su responsabilidad frente a su comportamiento con la ciudadanía”, agregó. En contraste, Díaz Mercado se declaró inocente por el crimen que le imputó la Fiscalía.

Por hechos similares, el pasado 19 de enero, el patrullero Jorge Andrés Lasso fue imputado por el delito de homicidio. De acuerdo con la Fiscalía, el policía sería responsable por la muerte de Angie Paola Baquero, quien falleció durante la noche de protestas del 9-S en inmediaciones del CAI Aures, en la localidad de Suba. La defensa de Lasso, al contrario de Díaz Mercado, no pidió inicialmente que el caso cayera en manos de la Justicia Penal Militar.

En contexto: 9-S: Caso de policía investigado por dos muertes en Verbenal no irá a justicia militar.

Otro de los patrulleros a los que la Fiscalía le sigue la pista es Jhon Antonio Gutiérrez, quien está adscrito al CAI Toberín y, además, llegó a atender las manifestaciones del 9-S en el CAI Verbenal, al norte de Bogotá. Gutiérrez también fue imputado por el delito de homicidio, en investigaciones paralelas por la muerte de Jaider Alexander Fonseca, de 17 años, y Andrés Felipe Rodríguez, de 23 años.

“Se realizó incautación de las armas de los policías. Se realizó confrontación balística en los proyectiles incrustados en el cuerpo de los ciudadanos y se obtuvo que eran las mismas características individuales. El proyectil fue disparado de esa pistola y con eso se obtiene que usted, Jhon Antonio Gutiérrez, disparó su arma de fuego contra la ciudadanía”, le dijo la Fiscalía a Jhon Antonio Gutiérrez, durante su propia audiencia en imputación.

Comparte en redes: