Procurador advierte que la mesa de negociaciones con las Farc "no es soberana"

El jefe del Ministerio Público instó a la guerrilla a acordar un pacto para la paz, pero cuestiona sus ideales por el derrame de petróleo en Putumayo.

Alejandro Ordóñez, Procurador General de la Nación. / Gustavo Torrijos - El Espectador

Luego de que se conociera que el jefe de la delegación de paz por parte de las Farc, alias ‘Iván Márquez’ le enviara una carta al procurador general, Alejandro Ordóñez –en la que lo invitaba a sumarse al proceso de paz– el jefe del Ministerio Público a través de Twitter aseguró que la mesa de negociaciones "no es soberana".

Ordóñez –quien resaltó el papel de la Procuraduría, como representante de los intereses de la sociedad, que según el procurador, “nadie puede impedir cumplir con su mandato”– le agradeció al guerrillero que lo informara de ‘asuntos relevantes’ sobre el proceso de paz, “respuestas que el presidente Juan Manuel Santos no da”.

En su carta desconoce 'poder constituido', equivale a soñar despierto con derrocar orden constitucional (…) Presidente no está por encima de la Constitución y Mesa de Conversaciones no es soberana. Cuidado, Estatuto de Roma y CPI no desaparecen porque así lo deseen plenipotenciarios de Gobierno y Farc”, advirtió el jefe del Ministerio Público a través de la cuenta en Twitter de la entidad.

En la misiva, Alejandro Ordóñez sostiene que las Farc sugieren que las víctimas son exclusivamente las producidas por agentes estatales, por lo que le dice a Iván Márquez que "Pasan por alto que atrocidades son también predicables a las Farc. ¿Por qué solo hablan en tercera persona?".

Por otro lado, Ordóñez cuestiona a la guerrilla por pensar que la rebelión les da derecho “a cometer todo tipo de atrocidades” y remata "¿Qué de idealista tiene derramar 3.210 barriles de petróleo en Putumayo y causar una tragedia ambiental? (…) ¿En realidad ustedes piensan que el país y el mundo creen que sus atrocidades están motivadas por altruismo?".

El jefe del Ministerio Público manifestó que coincide con las Farc en que se debe conocer la verdad sobre el exterminio contra la Unión Patriótica, pero también la de las Farc “contra Esperanza, Paz y Libertad en Urabá”.

"La verdad sobre responsabilidad de agentes estatales en violaciones a DD.HH. y a DIH es esencial para la paz (…) señores de Farc, se necesita un pacto para la paz, candado jurídico y político que garantice que lo que se firme se cumpla. Este intercambio de cartas es oportunidad para un constructivo diálogo epistolar para alcanzar la paz”, precisa la misiva.