Procurador se pronunciará sobre situación de líderes sociales de Bolívar

En la audiencia pública se hablará de las problemáticas que afrontan los defensores de derechos humanos y líderes sociales de ese departamento. Además, se buscarán estrategias para garantizar su protección.

Uno de los objetivos del evento será unificar las cifras sobres los asesinatos de Defensores de derechos humanos y líderes sociales. Foto: Mauricio Alvarado.

Este martes, el procurador Fernando Carrillo realizará en Cartagena una audiencia pública para evaluar y discutir la situación que afrontan los líderes sociales y defensores de derechos humanos, en especial, del departamento de Bolívar. El objetivo del encuentro es escuchar a los afectados con el fin de crear estrategias para su protección.

Debido a la inconsistencia de las cifras, la intención del Ministerio Público es comenzar a unificar la información de los diferentes reportes sobre los casos en donde se ha visto afectado este sector de la población. Además, la Procuraduría añadió que “se buscarán soluciones conjuntas para enfrentar las amenazas y hechos violentos en su contra”.

Sobre este tema, el procurador afirmó que “un solo líder muerto debería provocar el rechazo y la movilización ciudadana. Así como durante años se dieron gigantescas marchas para rechazar la guerra, ahora deberían darse grandes movilizaciones en defensa de la vida, para repudiar la muerte de los defensores de derechos humanos”.

Al respecto, los informes sobre este tema indican que es un problema serio y difícil de contabilizar en el país. El informe de la Fundación Paz y Reconciliación, por ejemplo, registró 81 líderes asesinados en el presente año. Por su parte, el conteo que realizó recientemente Indepaz, Cinep y el Iepri de la Universidad Nacional, dejó un saldo de 101 asesinados entre 2016 y el primer semestre de 2017. La Defensoría del Pueblo se suma con un informe que señaló el asesinato de 156 personas entre 2016 y marzo de este año.

Al evento, organizado con el apoyo de la Gobernación de Bolívar, están invitados organizaciones que promueven la defensoría de derechos humanos, miembros de las Fuerzas Militares y funcionarios de entidades públicas nacionales y locales.