Procuraduría inició recolección de pruebas por 'chuzadas' del Ejército

El Ministerio Público le pidió a la Fiscalía General que le envíe copia de las evidencias recolectadas en los operativos hechos en la oficina encubierta ubicada en el barrio Galerias.

La Procuraduría General le solicitó a la Fiscalía que le envíe prontamente todas las pruebas recolectadas en el marco de los operativos adelantados la semana pasada en un restaurante ubicado en el barrio Galerias, en el cual operaba una “sala de inteligencia” del Ejército en donde se adelantaron interceptaciones a diferentes miembros del Gobierno, entre los cuales se encuentran los delegados de la mesa de negociación en el proceso de paz.

La solicitud fue presentada por el Procurador General, Alejandro Ordóñez Maldonado en el marco de la investigación que adelanta el Ministerio Público por las “interceptaciones ilegales” que habrían adelantado estas unidades de inteligencia militar, hecho que ha sido catalogado como graves.

Se espera que en los próximos días el CTI de la Fiscalía General les entregue a los investigadores de la Procuraduría todos los informes relacionados con el allanamiento del establecimiento conocido como “Buggly Hacker” en donde se incautaron 29 computadores y documentos de cómo se hacían las interceptaciones.

Igualmente la Procuraduría General inició una investigación por las denuncias hechas por la Revista Semana frente a las irregularidades en la entrega de cuatro multimillonarios contratos en el Ejército y en la cual fueron señalados coroneles y generales en servicio y en retiro.