Regresó a Colombia el profesor Miguel Ángel Beltrán

Su familia no sabía de él desde el sábado en la noche, cuando llamó a informar que funcionarios panameños de migración lo habían retenido mientras trataba de viajar a Ghana.

Miguel Ángel Beltrán fue siempre profesor de la Universidad Nacional. Por ahora no puede ejercer como tal, está inhabilitado por la Procuraduría. / Jhonatan Ramos.

Miguel Ángel Beltrán, el sociólogo y profesor de la Universidad Nacional que fue condenado por nexos con las Farc y absuelto por la Corte Suprema de esos mismos cargos, acaba de regresar a Colombia. Un video que ya circula en la red social de Facebook lo muestra a él diciendo: "Son las 9:30 de la noche. Estoy regresando en el vuelo de Copa (Airlines), después de haber vivido una fuerte detención. Duré más de cuatro horas detenido en Panamá. Quedé incomunicado y solo se me permitió una llamada después de una gran pelea por ese derecho". (Vea el video)

Su familia había reportado tanto en redes sociales como ante la Cancillería que desde el sábado en la noche no tenían información sobre su paradero, luego de que su hermana María Helena Beltrán recibiera una llamada de él. El profesor le contó que, de nuevo, oficiales de migración le habían impedido seguir hacia Ghana, país africano al que se dirigía, invitado por una organización, para asistir a un congreso mundial de educación. Desde entonces, su familia no volvió a saber de él. 

En Colombia había tenido el mismo obstáculo pero con repercusiones menos graves. El sábado pasado antes de mediodía, oficiales de Migración Colombia se lo llevaron para aclarar por qué en sus sistemas figuraba un antecedente penal de nexos con grupos armados ilegales. Beltrán, que se sabía posiblemente expuesto a una situación así, había llevado consigo el fallo de la Corte Suprema que indicaba que contra él no había evidencias para considerarlo Jaime Cienfuegos, integrante de las Farc, como sostenía la Fiscalía. (Puede interesarle: ¿Por qué la Corte Suprema absolvió a Miguel Ángel Beltrán?)

Beltrán fue condenado en 2014 por el Tribunal Superior de Bogotá a 8 años y cuatro meses de prisión avalando así la versión de la Fiscalía, que con base en los computadores hallados en el campamento de Raúl Reyes en 2008 lo llamó a juicio asegurando que él era un colaborador del secretariado de las Farc. En primera instancia, en 2011, un juez penal lo asbolvió. El Tribunal lo envió a la cárcel. Y finalmente la Corte Suprema ordenó su libertad y lo absolvió de cargos, explicando una vez más -lo ha reiterado desde 2009- que a esos computadores no se les respetó la cadena de custodia y, por ende, no son prueba judicial válida.

En Panamá, sin embargo, la absolución de la Corte Suprema no le valió de nada. Su hermana, María Helena Beltrán, le confirmó a este diario que el profesor fue "inadmitido en Panamá por sus nexos con grupos ilegales" y por eso se vio obligado a regresar a Colombia. A esta hora Beltrán todavía busca su equipaje, que no ha aparecido. Desde el pasado 1° de septiembre, día en que salió de la cárcel La Picota donde duró 13 meses, este era su primer intento por salir del país.